JUSTICIA

El Colegio de Abogados de Cádiz denuncia el colapso que sufre el Juzgado de Violencia sobre la Mujer

  • Menores de entre 7 y 8 años, hijos de víctimas que estaban citados para pasar una exploración, sufrieron este martes mareos por la cantidad de horas que llevaban aguardando a que alguien les atendiera

Una toga de un juez.

Una toga de un juez. / José Martínez

El Colegio de Abogados de Cádiz ha denunciado, a través de su delegado Alberto Ibar, la situación “demencial y vergonzosa” que se sigue viviendo día tras día en el Juzgado de Violencia sobre la Mujer (JVSM) de Algeciras, única oficina judicial en toda la comarca que atiende las denuncias por agresiones por motivo de género y que atraviesa un auténtico colapso.

Este martes, según ha declarado Ibar, algunos menores de entre 7 y 8 años, hijos de víctimas que estaban citados para pasar una exploración, sufrieron mareos por la cantidad de horas que llevaban aguardando a que alguien les atendiera.

“En este Juzgado, se tiene a las personas esperando dentro de un habitáculo sin ningún tipo de ventilación, con todo el calor del mes de agosto”, expone Ibar. “Esta barbaridad que venimos denunciando desde el Colegio de Abogados de Cádiz se está produciendo de forma reiterada sin que las autoridades, ni el Estado, ni el Ministerio de Justicia, ni la Junta de Andalucía, ni el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, hagan nada por evitarlo”.

A finales del mes de julio, a través de fuentes oficiales contactadas por Europa Sur, el TSJA atribuía al Ministerio de Justicia que el JVSM careciera de un juez de refuerzo que le permitiera aliviar la carga de trabajo.

Protesta de los trabajadores del Juzgado de Violencia sobre la Mujer por la falta de medios, el pasado mes de junio. Protesta de los trabajadores del Juzgado de Violencia sobre la Mujer por la falta de medios, el pasado mes de junio.

Protesta de los trabajadores del Juzgado de Violencia sobre la Mujer por la falta de medios, el pasado mes de junio. / Erasmo Fenoy

El error de un Juzgado comarcal

Desde el Colegio de Abogados de Cádiz critican duramente que el Juzgado de Violencia sobre la Mujer de Algeciras se haya “comarcalizado”, es decir, que se haya vuelto un auténtico cuello de botella por el que pasan todos los trámites de esta naturaleza que tienen lugar en el Campo de Gibraltar, entre diez y quince de casos diarios de presuntas agresiones.

“Se está pidiendo un juez de refuerzo que no se habilita a pesar de que las víctimas aguardan horas y horas allí para ser atendidas. Supongo que, después de esto, ninguna de estas mujeres volverá a presentar una denuncia con tal de no pasar de nuevo por este quinario”, declaraba a última hora de este martes Alberto Ibar.

Precisamente, anoche, pasadas las 22:00, en el Juzgado de Violencia sobre la Mujer todavía había “abogados, víctimas y detenidos que habían llegado allí a las nueve de la mañana”, explica Ibar. “La Junta de Andalucía no ha habilitado que haya un juez de refuerzo, con lo cual, al irse la juez de vacaciones, el juez de guardia de instrucción llega a este juzgado pasadas las cuatro de la tarde para empezar con unos detenidos que llevan ahí desde primera hora de la mañana”.

Respecto a la ausencia de un juez que sustituyera a la titular del Juzgado durante sus vacaciones, el TSJA, ya en el mes de julio, defendió la decisión de no asignar un sustituto con exclusividad.

Precisamente, el pasado 10 de agosto, la Consejería de Justicia, Administración Local y Función Pública anunciaba la ampliación del Plan de Especial de Reactivación de la Administración de Justicia para lo que resta del año 2022. El citado plan se desarrollará desde el 15 de septiembre al 30 de noviembre, y permitirá reforzar 38 órganos judiciales en la provincia de Cádiz, de los cuales 17 se encuentran en el Campo de Gibraltar, incluido el de Violencia sobre la Mujer de Algeciras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios