Campo de Gibraltar Frente común para pedir un partido judicial único que rebaje el colapso en los juzgados

  • Los jueces recaban el apoyo de ayuntamientos, cuerpos de seguridad, TSJA, asociaciones judiciales, abogados y Alternativas para crear un único partido del Campo de Gibraltar

  • Buscan especialización y un mejor aprovechamiento de los recursos para evitar que los éxitos policiales se conviertan en un fracaso judicial

Javier García, Raquel Gómez y Alberto Ruiz, jueces decanos de San Roque, La Línea y Algeciras. Javier García, Raquel Gómez y Alberto Ruiz, jueces decanos de San Roque, La Línea y Algeciras.

Javier García, Raquel Gómez y Alberto Ruiz, jueces decanos de San Roque, La Línea y Algeciras. / Jorge del Águila

Un partido judicial único del Campo de Gibraltar, con juzgados especializados que permita agilizar la tramitación de los asuntos frente al colapso que sufren ahora algunos de los órganos judiciales de la comarca. Esa es la propuesta que los jueces de Algeciras, La Línea y San Roque han elevado a instancias superiores y que en un corto plazo de tiempo ha recabado el apoyo de ayuntamientos, la Junta, cuerpos de seguridad, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, asociaciones judiciales, abogados y la Coordinadora Alternativas.

Los jueces están impulsando un frente común para unificar los juzgados del Campo de Gibraltar aprovechando la próxima implantación de cuatro nuevos órganos en la comarca (dos en Algeciras y uno en La Línea y San Roque) entre septiembre y octubre. Esa unificación daría respuesta a la sobrecarga de trabajo generada especialmente tras la puesta en marcha del plan especial de seguridad del Campo de Gibraltar, que se ha traducido en un aumento exponencial en el número de operaciones y detenidos.

"Se han mejorado las condiciones de policías y guardias civiles, se ha creado la Oficina de Recuperación y Gestión de Activos, pero se ha creado un cuello de botella en los juzgados. Cuanta más carga de trabajo generan más nos llega y más dificultades tenemos para resolver pronto los asuntos. Eso significa más dilaciones indebidas y por consiguiente resultados con menos penas" explica la juez decana de La Línea, Raquel Gómez.

Hace ya tiempo que los jueces vienen advirtiendo del riesgo de que la falta de medios y colapso que padecen conlleven el bloqueo de las investigaciones policiales por no poder tramitar las pruebas o la puesta en libertad de los detenidos o los presos preventivos. Un ejemplo ocurrió en La Línea hace menos de un mes, cuando una juez se vio obligada a dejar en libertad bajo fianza a los miembros del llamado clan del futbolista ante el retraso en un trámite. Se corre el riesgo, advierten en un comunicado, de que "el actual éxito policial acabe tornando en un sonoro fracaso judicial".

Aparte de su elevado número, las macrocausas del narcotráfico (80 entre San Roque y La Línea) están entrando en juzgados de Primera Instancia e Instrucción, mixtos, en los que se mezclan con las complejas causas civiles de Sotogrande, los asuntos relacionados con Gibraltar o con el Puerto y la zona industrial o la delincuencia corriente. Unos juzgados "históricamente enfocados para entornos rurales, con una problemática que no requiere especialización", recuerda el juez decano de San Roque, Javier García, todo lo contrario a la situación que se vive en el Campo de Gibraltar. Por ello reclaman suprimir los juzgados mixtos en la comarca, algo para lo que es necesaria la creación de ese único partido judicial.

La propuesta que han presentado los jueces pasa por dividir los juzgados de Primera Instancia entre Algeciras y San Roque y los de Instrucción entre Algeciras y La Línea. El número de órganos sería el mismo que en la actualidad (contando con los de nueva creación). Familia y Violencia contra la Mujer se quedarían en Algeciras, como los juzgados de lo Penal, Menores, Social, Vigilancia Penitenciaria y lo Contencioso-Administrativo.

De esta forma, remarcan, se conseguiría una especialización que redundaría en un mejor servicio al ciudadano, no solo en plazos, sino que en algunas materias como violencia de género o familia "sería atendido siempre por un juez que de partida está acostumbrado a tratar asuntos que requieren de un plus de sensibilidad social".

El proyecto ha sido bien acogido por ahora en distintas instancias, aunque los jueces son conscientes de que el Ejecutivo nacional no lo ve por ahora con buenos ojos. Se trata de una propuesta pionera, ya que no se ha llevado a cabo nunca una unificación de partidos judiciales de este calado. Como recuerda el juez decano de Algeciras, Alberto Ruiz, el cambio depende del Gobierno que salga de las urnas, porque "siempre vamos a depender de una reforma del anexo de la Ley de Plantas". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios