Real Balompédica Linense | Pretemporada La Balona marca la diferencia ante un combativo San Roque (1-3)

  • Los albinegros se ponen el mono de trabajo para vencer en el Manolo Mesa a los rojillos, que aguantan el empate hasta casi el descanso

  • Luis Alcalde, Mai y Fosela hacen los goles visitantes y Chispi marca el del honor sanroqueño 

Luis Alcalde se dispone a batir a Borja Valadés en el 0-1. Luis Alcalde se dispone a batir a Borja Valadés en el 0-1.

Luis Alcalde se dispone a batir a Borja Valadés en el 0-1. / Erasmo Fenoy

La Real Balompédica Linense (Segunda B) logró la victoria este martes por 1-3 ante el Club Deportivo San Roque (División de Honor Andaluza) en el partido de pretemporada que ambos disputaron en el Municipal Manolo Mesa. Una Balona resolutiva y con el mono de trabajo impuso su categoría ante un San Roque muy peleón.

La hermandad entre rojillos y albinegros se escenificó en un encuentro típico de verano, con muchos minutos que repartir y mucho que trabajar por parte de los entrenadores. Jordi Roger sigue observando y encajando a sus nuevas piezas, ajustando esa nueva Balona ha apostado fuerte con los fichajes. El delantero Javi Forján, en el banquillo, no participó por unas molestias. En el otro banco, David Guti empieza a imprimir su sello a un San Roque que quiere pegar bocados y correr siempre hacia arriba.

Luis Alcalde puso de cara el marcador para los linenses. El ex del Antequera sumó su segundo gol de la pretemporada y corroboró que delante de la portería contraria gasta mucho peligro. La tarde también la aprovechó el canterano linense Mai y el exrojillo Fosela, que redondearon el triunfo en el segundo acto, antes de que Chispi firmase el tanto del honor local.

La Balona se encontró con un partido muy distinto al vivido con el Cádiz, en un escenario más pequeño, sintético y con un rival que no dejó salir con comodidad ni una vez. Los de Roger trataron de combinar y buscar las bandas, pero sin profundidad. En una de las últimas acciones del primer tiempo Luis Alcalde aprovechó un desajuste local, tras una falta no pitada en el centro del campo. El atacante regateó al exbalono Borja y marcó. El San Roque había avisado al principio con un lanzamiento de esa maestro a balón parado llamado Chupi.

El segundo periodo dejó a dos equipos con dos onces casi nuevos pero con el mismo guion. La misma película con actores diferentes. El amistoso, con muchos balonos en las gradas del Manolo Mesa, dejó algunos momentos de tensión tras alguna entrada pasada de rosca. Los de casa no bajaban el pistón. Antes de la hora de partido el linense Mai rentabilizó un error de la zaga rojilla para poner el 0-2. Un gol que significa mucho para la cantera balona, que vio debutar al juvenil Juan Cabrera. Fosela, un viejo conocido del San Roque, sentenció en un contragolpe y dejó también su huella. Y los nuevos continuaron soltando destellos, sobre todo en cuanto a trabajo y sacrificio. No era día para lucir.

El San Roque apretó al final, se topó con el palo, marcó su golito por medio del algecireño Chispi y se vació para tratar de reducir las inevitables diferencias que existen entre dos proyectos que distan un mundo, por mucho que la voluntad del verano dé otro aire a estos partidos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios