Algeciras

Rocío Alcalá cierra el año flamenco de Algeciras en el Casino

  • La cantaora llega con José Satorre a la guitarra y de la mano del III Circuito Andaluz de Peñas

La cantaora algecireña Rocío Alcalá, en un recital reciente. La cantaora algecireña Rocío Alcalá, en un recital reciente.

La cantaora algecireña Rocío Alcalá, en un recital reciente. / E.S

El último recital flamenco de este 2019 en Algeciras tendrá lugar este jueves, 19 de diciembre, a las 21:00 en el Casino. Una cita que supone un nuevo regreso a su ciudad natal de la cantaora afincada en Málaga Rocío Alcalá, nacida en 1976 y a quien hace ya bastante tiempo que no se escucha en vivo en su tierra. Esta vez estará nada más y nada menos que en la entidad recreativa más antigua de la ciudad y en su histórica sede de la Plaza Alta. 

Alcalá estará acompañada a la guitarra por el tocaor malacitano José Satorre, originario del barrio de El Perchel de la capital costasoleña. "Me gustan la pureza y los cantes de compás y estoy muy hecha a cantar para bailar, que ya sabemos que es muy diferente y no tiene nada que ver con hacerlo en solitario", reflexiona la artista antes de su regreso a Algeciras. 

Su trayectoria en el flamenco es prolongada y supera las tres décadas, a lo que se suman los más de  trescientos premios obtenidos a lo largo de todo este tiempo. Entre los años 2012 y 2015 formó parte de la compañía de la bailaora Úrsula Moreno y su espectáculo Mi carne flamenca. Con él recorrieron medio mundo: China, Dinamarca, Suiza, Alemania... entre muchos otros países. 

Rocío Alcalá llegará al Casino de la mano del III Circuito Andaluz de Peñas Flamencas de Andalucía, del que forma parte la Sociedad del Cante Grande de Algeciras. Esta última entidad, que cumple su primer medio siglo de vida el año que viene (1970-2020), ha querido que el recital sea en el Casino en un nuevo capítulo de amistad entre ambas asociaciones. La saeta que anualmente suena en Martes Santo al paso de Medinaceli y Esperanza se hace desde los balcones que dan a la carrera oficial. 

El cante de Rocío Alcalá es más libre en solitario que cuando lo hace para que la sincronía con el baile y el toque sobre un escenario sea lo más perfecta posible. Ahora trabaja en la academia malagueña de Pilar Soto y no hay que olvidar que la cantaora es hermana de la bailaora Mercedes Alcalá. Al día siguiente de su recital en Algeciras tiene otro fijado en Casares. 

La casa familiar en la que ambas se criaron siempre ha rebosado flamenquería. Un hogar de aficionados y profundos conocedores de este arte como su abuelo Paco Alcalá, El Rata, seguidor de figuras como Manuel Vallejo o Pepe Pinto, artistas emblemáticos de otro tiempo. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios