Justicia

Abogados Cristianos pide 59 años de cárcel para Yassine Kanjaa, el yihadista que asesinó a Diego Valencia en Algeciras

El homenaje a Diego Valencia en el primer aniversario de su asesinato a manos de Yassine Kanjaa.

El homenaje a Diego Valencia en el primer aniversario de su asesinato a manos de Yassine Kanjaa. / Erasmo Fenoy (Algeciras)

Abogados Cristianos, una de las seis entidades que se personaron como acusación popular en el juicio por el asesinato de Diego Valencia perpetrado el 25 de enero de 2023 en la Plaza Alta de Algeciras, solicita 59 años de cárcel para Yassine Kanjaa por la comisión de seis delitos, entre ellos el de asesinato terrorista, además de 17 años de libertad vigilada.

En su escrito de acusación dirigido al Juzgado Central de Instrucción número 6, al que ha tenido acceso Europa Sur, la fundación añade tres delitos más que la Fiscalía, con la que coincide en solicitar -como la familia de Diego Valencia- 25 años de reclusión para Kanjaa por el asesinato de Valencia, otros 15 años por otro delito de asesinato terrorista en grado de tentativa (en la persona de Antonio Rodríguez, sacerdote de la iglesia de San Isidro) y 10 años por un delito de lesiones terroristas, cometidas sobre Ahmed L. Los otros tres delitos a los que apunta Abogados Cristianos son los de interrupción de culto, con la pena de seis años de prisión; otro de profanación, con un año de cárcel, y un tercero de provocación a la discriminación y al odio, penado con dos años de reclusión.

Además de Abogados Cristianos, cuatro asociaciones de víctimas de terrorismo y Vox ejercen de acusación popular, entre la que no están ni el Obispado de Cádiz y Ceuta ni el Ayuntamiento de Algeciras. Tampoco se personó nadie como acusación particular en representación de Antonio Rodríguez Lucena ni de Ahmed L

La acusación popular ejercida por Abogados Cristianos también solicita 17 años de libertad vigilada una vez que cumpla las penas de cárcel e indemnizaciones de 150.000 euros a la viuda de Diego Valencia, 50.000 euros a cada uno de sus hijos, 17.000 euros a los herederos de Antonio Sánchez Lucena por las lesiones ocasionadas, los días que precisó para su curación y las secuelas, y 3.700 euros Ahmed L. por las lesiones ocasionadas, los días que precisó para su curación y las secuelas.

En el escrito de calificación provisional, la fundación señala que los hechos de Algeciras presentan similitudes con los ocurridos en la Basílica de Notre Dame de Niza (Francia) el 29 de marzo de 2020, donde un joven de 21 años asesinó con un cuchillo a tres personas en el interior de la basílica; y con los que tuvieron lugar el 26 de julio de 2016 en iglesia parroquial de Saint Etienne de Rouvray (Francia) donde un sacerdote fue degollado durante la celebración de misa.

También indica Abogados Cristianos que Yassine Kanjaa "había experimentado en los meses anteriores a la agresión un proceso de radicalización, asumiendo las tesis más rigoristas del islam, que defienden la incompatibilidad de esta religión con los principios y valores de otras religiones y la necesidad de actuar para favorecer su eliminación y la de los musulmanes que no siguen los preceptos de su religión".

"El acusado eligió los lugares de su acción, dos templos de la iglesia católica, y agredió a Antonio Sánchez Lucena y Diego Valencia Pérez, sacerdote y sacristán en estas dos iglesias, con la intención de ocasionarles la muerte, con la finalidad de aterrorizar a los cristianos. Ahmed L. fue agredido por ser considerado un musulmán converso", indica el escrito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios