Algeciras Reyes Magos 98, la ilusión de repartir juguetes en la adversidad

  • El promotor de la iniciativa, Francisco Carrascal, ha recogido este año más de 2.000 regalos pese a quedarse sin su furgoneta y la pandemia

Carrascal, en su almacén, desde donde reparte los juguetes Carrascal,  en su almacén, desde donde reparte los juguetes

Carrascal, en su almacén, desde donde reparte los juguetes / Erasmo Fenoy

Este año, la crisis económica derivada del coronavirus ha dejado a numerosas familias en situación vulnerable. Como cada año. Francisco Carrascal, tratará de devolver la ilusión a los más pequeños en forma de juguetes. Aunque la situación no es fácil, su proyecto Reyes Magos 98, que lleva más de dos décadas en funcionamiento, sigue en marcha en Algeciras, donde estas Navidades ha logrado reunir algo de más de 2.000 juguetes para intentar que ningún niño se quede sin ilusión.

No lo ha tenido fácil Carrascal para acudir a su cita solidaria anual. Su inseparable compañera de trabajo, su furgoneta, ha quedado inservible, dejándolo sin su principal medio para conseguir y repartir juguetes. La mala suerte ha sido doble. Un familiar le prestó otro vehículo, también de cierta antigüedad, y sufrió otra avería. Pero estos contratiempos no han hecho a Carrascal cejar en su empeño. "Prefiero pedir dinero y donaciones para comprar juguetes que para otra furgoneta", aclara, a pesar de que sin este vehículo su labor solidaria queda muy dificultada.

Carrascal, de 80 años, no ha parado de realizar su actividad pese a no disponer de su vehículo ni pese a su edad, pese a encontrarnos en plena pandemia. El motivo: este año hacía más falta que en otras ocasiones. "Me han pedido más cantidad de juguetes. La cosa está muy mal y la gente tiene más necesidades. Lo primordial es dar de comer a los hijos, pero los padres también lo pasan mal cuando no pueden regalarle un juguete. Valen muy caros", añade.

Este año, sus juguetes llegarán a casi una decena de organizaciones benéficas, que serán las que entreguen directamente estos regalos a sus destinatarios finales. Carrascal afirma que hace años, cuando empezó la actividad, era él mismo el que repartía directamente los juguetes, pero llegó un momento en el que prefirió ceder el testigo de la entrega. "Me daba mucha pena hacerlo yo. Con las historias que viví tendría para un libro de anécdotas", aclara.

Aunque en otras ocasiones, sus regalos han llegado a otras localidades e incluso fuera de la provincia, en esta ocasión los pequeños que recibirán sus juguetes serán todos de Algeciras. Pese a todo, la cifra de más de 2.000 juguetes que repartirá no son pocos en el contexto de la pandemia, aunque a Carrascal le gustaría que fueran más, pero para ello, cree que debería tener más visibilidad. "Este año ha habido menos recaudación porque nadie viene a dar un empujoncito. No quiero reconocimiento, pero sí visibilidad para seguir con lo que hago", dice, al tiempo que añade que la crisis ha dificultado la colaboración con empresas que solían hacerlo, aunque algunas siguen siendo fieles a esta colaboración.

Carrascal carga con varias cajas Carrascal carga con varias cajas

Carrascal carga con varias cajas / Erasmo Fenoy

Tampoco realiza ya, desde hace algunos años, una de las tradicionales actividades para recaudar fondos, como era el mercadillo que montaba en la Plaza Alta. "Me ayudaba mi hermano, pero murió y levantarse a las seis para montar todo y volver por la tarde con solo dos o tres euros... Con eso no compras juguetes", lamenta. Sí va a contar en la próxima Feria del Libro, si la pandemia permite su celebración, con un pequeño están donde vender algunos libros antiguos que tiene, también con el fin de recaudar algo de dinero para seguir manteniendo su ilusión de ayudar.

Por el momento, Carrascal se pone como meta, de momento, seguir desempeñando su labor hasta 2023, fecha en la que Reyes Magos 98 llevará 25 años en activo, aunque también añade que no descarta seguir hasta que "no pueda caminar" si las condiciones lo permiten. Aunque le lleve un gran esfuerzo, dar ilusión a los que lo necesitan no dejará de ser su gran objetivo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios