Contenido patrocinado

Corzosa, 45 años ofreciendo máquinas-herramienta para la industria metalmecánica

Corzosa, 45 años ofreciendo máquinas-herramienta para la industria metalmecánica Corzosa, 45 años ofreciendo máquinas-herramienta para la industria metalmecánica

Corzosa, 45 años ofreciendo máquinas-herramienta para la industria metalmecánica

España se encamina hacia un proceso de reconstrucción económica que tiene como objetivo superar la crisis que se avecina debido a las consecuencias derivadas de la pandemia del Covid-19. En estos tres últimos meses han cerrado miles de empresas y millones de españoles están acogidos a ERTE.

Los agentes sociales y el Gobierno están en continuas negociaciones para prorrogar estas ayudas más allá del estado de alarma e incluso se habla de mantenerlas hasta el mes de septiembre. Al mismo tiempo que esto ocurre, la patronal empresarial CEOE ha iniciado un ciclo de reuniones en las que han participado buena parte de las compañías que más empleo generan en España para encontrar soluciones a esta situación de precariedad en el empleo y aumento del paro que se espera para los próximos meses.

Una reconstrucción industrial para ser menos dependientes del sector servicios

Una de las cuestiones que más se plantea es el necesario cambio de modelo productivo español, que en la actualidad está muy focalizado al sector servicios y especialmente a la industria del turismo. La anterior crisis económica de relevancia, la de 2008, acabó en gran medida con el sector de la construcción, y esta puede hacer lo propio con el otro gran foco de actividad que ha alimentado la economía española en la última década, el turismo.

Todas estas acciones de Gobierno, patronal de empresarios y sindicatos tienen como objetivo introducir a la economía española en un nuevo ciclo que garantice mayor calidad en los empleos, menos índice de paro y actividades sostenibles con el medio ambiente. 

El cierre de Nissan en Barcelona para final de año, junto con el también anunciado cierre de la planta de Alcoa en Lugo han supuesto un enorme jarro de agua fría para el ya resentido sector industrial nacional.

En este sentido, administraciones públicas y privadas trabajan en la reconstrucción industrial y una buena muestra de ello es el anuncio de un plan de ayudas a la industria automovilística, cifrado en 3.750 millones de euros para este ejercicio. El plan no solo tiene como objetivo reactivar la economía y reforzar este sector tan importante en España, sino también introducir una variable muy relevante en los próximos años, la economía verde, ya que muchas de estas ayudas van a estar encaminadas a la adquisición de vehículos eléctricos.

España necesita una importante transformación industrial para, por ejemplo, poder competir con otros países en el acceso a una energía más barata y menos dependiente de las importaciones. En este nuevo panorama encaminado hacia la economía verde y circular existen casos de relevancia que deben servir como ejemplo de buena gestión.

Corzosa, referente nacional en la distribución de maquinaria

Corzosa es una empresa asturiana que lleva más de cuatro décadas ofreciendo servicios de distribución, reconstrucción, automatización y adaptación tecnológica en máquinas, elevación y equipos auxiliares para las mismas.

La empresa se haposicionado como una de las líderes en el mercado nacional y en 2020 cumple 45 años desde su fundación. Corzosa se dedica principalmente a la distribución de máquinas-herramienta, equipos de control y verificación, material didáctico y maquinaria de elevación. Además cuenta con productos de primeras marcas nacionales y europeas.

Su labor no queda ahí, sino que actúa como agente de compraventa de maquinaria de ocasión y ofrece un servicio técnico propio para los equipos que distribuye. La empresa es referente en España en la práctica del retrofitting, una actividad que casa muy bien con los objetivos de aplicar procesos industriales respetuosos con el medio ambiente y productivos.

¿En qué consiste el retrofitting?

Este fenómeno consiste en incorporar al sector industrial una de las reglas básicas del ecologismo, la de reutilizar. El retrofitting es incorporar nuevas aplicaciones tecnológicas a herramienta y maquinaria industrial para ganar en funcionalidad y productividad.

La clave radica en sacar más rendimiento productivo a maquinaria que sigue siendo funcional pero que podría resultar más eficiente si incorpora programas informáticos actualizados. Esta práctica permite a la empresa comprar maquinaria usada, actualizarla y revenderla con mejores prestaciones.

La apuesta por el retrofit implica darle una segunda vida útil a maquinaria que pronto podría entrar en una fase de descatalogación y reducir la entrada de nuevos materiales al ciclo productivo, que es uno de los principios en los que se sustenta la economía circular.