Cultura

Pleguezuelos mantiene viva la leyenda de Bertuchi, un hombre adelantado a su tiempo

  • El historiador presenta una obra sobre el artista que residió en San Roque antes de vivir en Marruecos

José Antonio Pleguezuelos presentó ayer en San Roque junto a Mariano Bertuchi, nieto del célebre artista, el libro Mariano Bertuchi, los colores de la luz. Se trata de una obra de gran formato, con numerosas imágenes en color, que actualiza los últimos trabajos publicados, como el realizado por el propio Pleguezuelos el pasado 2008. En esta nueva obra se incluye un capítulo íntegro sobre su vinculación a la localidad gaditana y con información novedosa, gracias a la disposición de los archivos familiares de su nieto. "La biografía de una persona nunca se acaba".

Pleguezuelos recordó que Bertuchi era granadino de nacimiento aunque su vida la arraigó a Marruecos. En San Roque residió desde 1911 a 1918. Destacó que en la ciudad hizo una labor cultural muy importante, fue como su "laboratorio de ensayo" antes de marcharse a Marruecos donde fue director de Arte Indígena, fundó el museo marroquí y fue inspector de Bellas Artes, a su vez fue muy vigilante de las actuaciones para conservar el patrimonio, como el caso de la medina de Tetuán, que no permitía que se dañara hasta lograrse que fuera declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco.

Pleguezuelos trata de divulgar su figura a través de la obra, "hay que trabajar porque sino se queda en el olvido", subrayó. Además este libro es el preludio de futuros proyectos, ya que Bertuchi no sólo residió en San Roque sino que se implicó hasta ser concejal o ayudar activamente con la Semana Santa. Dejó un gran legado pictórico en torno al Estrecho, en ambas orillas ya que para él era un nexo el Estrecho y no una separación de los mundos. "Lo veo como un hombre que se adelantó a su tiempo", reconoció Pleguezuelos, un entusiasta de la historia comarcal.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios