El Trasmallo

paco guerrero

De quemas

El pasado lunes 11 de septiembre se celebraba la Diada en Cataluña. En un momento dado tres encapuchados improvisan una barbacoa con las banderas de Francia, Europa y España. Sus manos las sostienen, les meten fuego y las dejan arder en el suelo. Una mujer, Samantha Cazebonne, no da crédito a lo que ven sus ojos, no entiende nada. A plena luz del día una manifestación vigilada policialmente por fuerzas y cuerpos de seguridad del estado... y su bandera en llamas. Escribe en Twitter, en francés y en castellano, textualmente: "Deseo que este acto no quede impune". Son las palabras de esta diputada de Francia, que representa a sus compatriotas que viven en España, Mónaco, Andorra y Portugal. Su manifestación tarda muy poco en correr como la pólvora por las redes sociales. En París alucinan, allí el acto en sí hubiera sido un delito. Añadió: "Sería una vergüenza quedarme callada y pelearé para que esta ofensa no quede sin su castigo". Que tomen nota nuestros dirigentes porque somos mayoría los que pensamos como ella.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios