Un 'Gran Hermano' artístico

  • 42 desconocidos se encierran en un castillo de Ávila para improvisar en apenas una semana creaciones de final abierto y que se exhiben desde mañana. Uno de ellos es el pianista algecireño Fidel Cabeza

El pianista algecireño Fidel Cabeza es uno de los nueve andaluces -y único de la provincia de Cádiz- que han sido seleccionados para la tercera edición de los Encuentros de Creación Contemporánea en Magalia, el único festival de teatro y danza que se programa en verano en España que no ofrece obras terminadas, sino procesos creativos cuyo montaje final sólo se conocerá el día de la exhibición. Esta muestra, que se celebra por tercer año consecutivo organizada por la Red de Teatros Alternativos, comenzó el 3 de julio con el encierro de 42 creadores e intérpretes españoles en el castillo ubicado en Las Navas del Marqués (Ávila) y ofrecerá al público desde mañana y hasta el sábado doce propuestas de teatro, danza y performance cuyo resultado es aún una incógnita.

La peculiar idiosincrasia de los Encuentros en Magalia lo convierten en una alternativa a la oferta teatral cerrada que se exhibe en distintos festivales españoles durante el verano. La Red selecciona y reúne a 42 artistas, entre autores, intérpretes y directores, que no se conocían ni habían trabajado antes juntos. El reto promete: tienen apenas siete días para ensayar 12 propuestas escénicas, cuya exhibición permitirá conocer el momento creativo que viven las nuevas tendencias y el teatro-danza no convencional en España.

Fidel Cabeza (Algeciras, 1974) es pianista de clásico que desde hace 8 años se ha especializado en acompañamiento de danza clásica y española en las clases del Conservatorio de Sevilla, además de colaborar con los cursos que imparte la Compañía Andaluza de Danza. "Es una técnica mucho más sucia, porque tienes que estar improvisando para acompañar a lo que te está diciendo el bailarín; es un trabajo más peligroso, porque se hace sin partitura y sin saber mucho antes lo que vas a tocar. Ahora mismo ya no sé donde tengo el ojo y creo que mi mejor visión es la periférica", señala.

Cabeza ha colaborado con el coro de su ciudad de la Sociedad Algecireña de Fomento (SAF), donde cantó y con los que ha interpretado el Catuli Carmina para coro y cuatro pianos de Karl Off recientemente.

El algecireño está en Magalia para acompañar el proyecto de Javier Sánchez Bastias y José Manuel Mora El lamento de donkarlos, una versión libre a partir del Don Carlos de Schiller y de la ópera de Verdi cuyo contenido, a pesar de estar presente en todos los ensayos, todavía no conoce bien.

"Toco la reducción de orquesta a piano y un tema de Domenico Modugno, pero hasta ahora en los ensayos se cambian continuamente las cosas y pocas dudas me han solucionado mis compañeros", declara.

Cabeza asegura que se encuentra en esta experiencia porque le gusta "decir a todo que sí y de todo se aprende". "Y en el Conservatorio he hecho cosas relacionadas con el teatro", precisa. En su opinión, "Magalia es el sitio ideal para trabajar con cierta tranquilidad, meditar y pensar las cosas". "Aunque no lo elegiría por el frío que hace", matiza. "Soy de los que están a gusto en Sevilla en agosto a 45 grados. Noto las manos bien cuando la gota de sudor me corre por la espalda al interpretar".

De las 12 propuestas escénicas que se exhiben en Las Navas del Marqués del 9 al 12 de julio, 5 se ofrecen en formato de lectura dramatizada y siete son propuestas escénicas que mixturan danza, teatro, coreografía, música y multimedia. Se exhibirán gratuitamente ante el público, pero también ante los programadores de las 32 salas alternativas españolas integradas en la Red y ante programadores, distribuidores directores de escena, productores privados, autores y críticos teatrales invitados, procedentes de toda España.

Los Encuentros de la Creación Contemporánea en Magalia tienen como uno de sus fines principales fomentar estrategias de colaboración entre creadores que ayuden a romper las barreras que impone la actual división autonómica.

Además, tratan de encontrar productores para que estas propuestas, una vez terminadas de definir en los meses posteriores a los Encuentros, puedan ser distribuidas por todo el país. Cinco de las 28 propuestas estrenadas en Magalia en 2006 y 2007 se exhibieron con posterioridad en distintos teatros españoles, una cifra alta para la "peculiar" fóromula de la Red, porque se ensayan propuestas con intérpretes (no con compañías) de distintas regiones que no se conocían antes de encontrarse en el castillo abulense.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios