Un juez reclama 5 millones por el convenio que Araujo firmó con Asur

  • El Juzgado de lo Mercantil admite en el concurso de acreedores el acuerdo, que nunca se efectuó, por el que el Ayuntamiento se hacía con la totalidad del Palacio de Congresos

El Palacio de Congresos de La Línea. El Palacio de Congresos de La Línea.

El Palacio de Congresos de La Línea. / e. s.

El Juzgado de lo Mercantil número 2 de Sevilla ha incluido en la masa activa del concurso de acreedores de Ámbito Sur Hoteles (Asur) una deuda de 5 millones de euros que debería hacer frente el Ayuntamiento de La Línea a la empresa. El origen de esta deuda es un convenio firmado entre ambas partes el 2 de marzo de 2012, con la socialista Gemma Araujo en la Alcaldía, que finalmente no fue llevado a práctica, pero que la administración concursal de la compañía incluyó en el concurso de acreedores y que ha sido admitido por el titular del juzgado. Para intentar evitar el pago de un dinero que, a juicio del equipo de gobierno, no le corresponde pagar al Ayuntamiento porque el convenio no se llegó a ejecutar, el pleno de mañana debatirá la revisión de oficio por acto nulo de pleno derecho de este convenio.

En virtud de este acuerdo, el Consistorio asumía el 100% de la titularidad del Palacio de Congresos, que compartía al 50% con esta empresa, a cambio de la explotación por parte de la compañía de 81 apartamentos y seis locales comerciales construidos en el mismo complejo. El 50% del Palacio de Congresos fue valorado en 3,2 millones en marzo de 2012. Al no haber liquidez para hacer este desembolso, el Ayuntamiento compensaba ese pago con una sanción de aproximadamente 2 millones de euros que la empresa tenía que pagar por haber sobrepasado la volumetría de todo el complejo, así como el IBI impagado por Asur, unos 500.000 euros.

Además, Asur reclamaba al Ayuntamiento una deuda de anteriores equipos de gobierno de 643.235 euros desde julio de 2006 por alojamientos en el hotel, comidas, consumiciones, servicios, utilización de salas, luz y agua. Con todo esto se cubría el pago del Ayuntamiento a la empresa.

Pero el convenio nunca entró en vigor porque no se tramitaron los expedientes administrativos, ni el de adquisición, ni el urbanístico. Asur tampoco hizo frente a la multa de 2 millones ni pagó la deuda en concepto de IBI, pero ahora el Juzgado de lo Mercantil reclama el Ayuntamiento 5 millones de euros en concepto de créditos en favor de la empresa basándose en este convenio y otros gastos derivados. El acuerdo, además, se firmó sin contar con informes favorables.

Por todos estos motivos el equipo de gobierno llevará al pleno de mañana una propuesta de inicio del procedimiento de revisión de oficio por acto nulo de pleno derecho de este convenio al entender que es muy lesivo para los intereses municipales. El alcalde explicó que en el proceso concursal se reconoce una deuda de 3 millones de euros del Ayuntamiento a Ámbito Sur, pero que en cambio no tiene en cuenta la multa de 2 millones de la actuación urbanística irregular de la empresa.

Una vez que el inicio del procedimiento para declarar la nulidad del convenio tenga el visto bueno del Pleno deberá ser elevado al Consejo Consultivo de Andalucía antes de presentarla ante el Juzgado de lo Mercantil.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios