El rival, a sólo tres puntos del descenso, lleva tres partidos sin vencer en casa

El Atlético Espeleño recibe hoy al Algeciras con la sombra de los puestos de descenso a sólo tres puntos. La pasada derrota en Las Cabezas acabó con la buena racha de un equipo que precisa hacerse fuerte en Espiel.

Los rojillos entienden que hoy reciben a uno de los cocos del grupo, aunque apelan al carácter mostrado en las últimas fechas en casa con Gerena (2-2) y Sanluqueño (0-0).

Rafa Navarro, preparador del cuadro de Espiel, comenta, coincidiendo con alguno de sus compañeros en el banquillo de los equipos de la provincia, que el de hoy "es el último esfuerzo antes del parón y sería muy bueno irse con una victoria".

El técnico cordobés admite que "siempre después de una derrota la semana es más complicada, pero no hay tiempo de venirse abajo. Hay que ser positivos", subraya antes de hacer frente a un contrincante "con muchísimo potencial y aspirante a jugar la liguilla de ascenso". "El Algeciras tiene jugadores que marcan diferencias en la categoría".

A Navarro le "gustaría" y espera "un partido en el que mis jugadores den lo mejor que tienen, su mejor versión", pensando en "intentar minimizar las virtudes del contrario".

Como otras semanas, en la alineación inicial faltarán varios titulares, ya que Guti, que cayó en Las Cabezas, y Germán, que ya suma alguna semana ausente, están lesionados, aunque el primero es duda. Además, Mario se encuentra sancionado con su segundo ciclo de amonestaciones y deja un hueco en un once en el que podría entrar los linenses Labra o Loren.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios