real balompédica linense

Tócala otra vez

  • La Balona busca el domingo los 45 puntos que otorgan la salvación

  • Tendrá enfrente al mismo rival ante el que lo celebró el pasado curso: el San Fernando

Aficionados y jugadores celebran la salvación en Bahía Sur. Aficionados y jugadores celebran la salvación en Bahía Sur.

Aficionados y jugadores celebran la salvación en Bahía Sur. / e.s.

La Real Balompédica busca el próximo domingo los 45 puntos que otorgan (supuestamente) la salvación y tendrá enfrente al mismo rival, el San Fernando, ante el que alcanzó ese objetivo el pasado curso.

La Balona afronta el próximo domingo (18:30) su enésima intentona por alcanzar esos 45 puntos que conceden la permanencia virtual (solo virtual). El equipo de La Línea que suma una victoria en ocho jornadas y cuatro duelos sin puntuar recibe a un San Fernando en línea ascendente. La andadura pasada los albinegros sellaron su permanencia en la categoría con un triunfo precisamente sobre el equipo de la Isla. La idea de repetir aquel festejo y ante el mismo rival se ha instalado ya entre sus hinchas.

Último día de abril de 2017. La Real Balompédica acreditaba 45 puntos en su cuenta después de firmar tablas en un espectacular encuentro con el Granada B en el Municipal. La tan ansiada cifra, sin embargo, amenazaba con no ser suficiente para garantizar la salvación. De hecho el Linares se fue a la promoción -y más tarde al descenso- pese a alcanzarla. A los albinegros, que apenas tres semanas antes habían estado al borde del KO tras caer en Mérida por 5-1, les faltaba apuntalar el certificado de que seguirían en la categoría. El empate ya era casi un salvoconducto. El triunfo daba permiso para empezar a hablar de renovaciones.

"La Balompédica aspira a poner fin esta tarde a esa larga agonía en la que se está convirtiendo la espera de que su salvación esté sellada de manera oficial", afirmaba la previa de Europa Sur aquel domingo. Un texto con el que, a la vista de los cuatro últimos marcadores de los de Julio Cobos, podría aplicarse el recurrido truco del corta y pega dentro de cinco días.

La Balona comenzó la jornada pendiente incluso de los resultados de los encuentros que se jugaban en horario matinal. El duelo escondía, como volverá a suceder en el de la próxima jornada, su intrahistoria para muchos de los protagonistas. Dos de ellos, los entrenadores, Julio Cobos y Ñoño Méndez, habían sido compañeros en el Xerez Deportivo en la temporada 1997-98 en Segunda división y mantienen una excelente relación.

El conjunto de La Línea arribó al estadio Iberoamericano con toda su plantilla y con buen número de aficionados como respaldo, a los que se sumaron incluso algunos de los exinquilinos del vestuario que por una u otra cosa habían abandonado la disciplina albinegra durante la temporada.

Julio Cobos alineó a: Godino, Rafa Navarro, Luis Madrigal, Joe, Mario Gómez, Ismael Chico, Juampe (Gato, 62'), Alfonso, Stoichkov, (Maurí Franco, 77'), Sergio Molina (C. Selfa, 86') y Zamorano.

En el minuto 57 Sergio Molina anotó un golazo de falta y los esfuerzos del equipo de casa por igualar fueron estériles.

La Balona elevaba su cifra de puntos a 48. Una cantidad ya inalcanzable para los que solo pretendían salvarse. La plantilla lo celebró a lo grande con su hinchada en el propio Bahía Sur, en medio del respeto más absoluto por parte de los aficionados azulinos. La fiesta continuó en vestuarios. ¿Se reeditarán todas esos festejos el próximo domingo?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios