El fiscal pide que la juez de Motril indemnice al preso al que olvidó liberar

  • El Ministerio Público solicita la suspensión de empleo durante más de un año de la magistrada

La Fiscalía Superior de Andalucía ha solicitado que Adelina Entrena, la juez de Motril apartada de la carrera judicial por olvidar acordar la libertad de un recluso que había sido absuelto, indemnice a éste con más de 75.000 euros. El preso, José Campoy, pasó más de un año en la cárcel encerrado injustamente. El fiscal ha solicitado, asimismo, la suspensión de todo empleo o cargo público durante un año y tres meses para la juez.

El pasado 22 de enero, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) dispuso a través de un auto, al que ha tenido acceso Efe, la apertura de juicio oral contra Entrena, quien fue expulsada por el Consejo General del Poder Judicial de la carrera judicial.

En este auto de apertura de juicio, que según han informado fuentes del TSJA todavía no ha sido señalado, el Alto Tribunal también requiere a la acusada que preste una fianza de 100.310 euros para hacer frente a las responsabilidades pecuniarias y costas a las que podría ser condenada.

Tras el citado auto, la Fiscalía ha formulado acusación contra la juez, y pide que Entrena indemnice al perjudicado en un total de 75.230 euros, de los que 15.230 corresponden a los perjuicios causados por los días de indebida privación de libertad y 60.000 por el daño moral sufrido.

El Ministerio Fiscal considera a la magistrada autora de un delito contra los derechos fundamentales del artículo 532 en relación al 530, preceptos ambos del Código Penal, en la modalidad de prolongar la privación de libertad de un preso por imprudencia grave.

La acusación particular imputa a la juez el mismo delito y solicita que se le inhabilite ocho años para empleo o cargo público o, alternativamente, durante dos años si se entiende que hubo imprudencia grave, y además formula reserva de acciones contra la acusada y subsidiariamente contra el Estado.

En el relato de hechos, el fiscal precisa que, pese a que Campoy había sido absuelto a través de una sentencia declarada firme de un robo con violencia por el que fue juzgado, no se acordó ni se instó su libertad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios