La asignatura de Ciudadanía suma otras500 objeciones de conciencia

  • Las familias sostienen que la materia imparte asuntos contrarios a su moral

Comentarios 8

La Plataforma Malagueña por la Objeción de Conciencia, creada ex profeso para combatir la recién estrenada asignatura de Educación para la Ciudadanía, presentó ayer ante la Delegación provincial de Educación 474 documentos de rechazo a esta disciplina. Estas objeciones se suman a las 250 presentadas por la asociación Profesionales por la Ética y las 5.000 que sostiene haber entregado la Confederación Católica de Padres de Alumnos (Concapa). Las objeciones han sido recogidas en 51 colegios, 35 de ellos públicos, y algunas parroquias de Málaga, Alhaurín de la Torre y Ronda.

Los padres rechazan que la asignatura se imparta de forma obligatoria porque "contraviene lo que nosotros enseñamos a nuestros hijos en casa", explicó ayer María José, una madre con dos niñas de tres y cinco años. El portavoz de la plataforma, Salustiano Salamanca, sitúa el rechazo en tres aspectos del temario: "La ideología de género, que no aceptamos; el relativismo moral, y que sitúe como referente ético la legislación vigente, cuando hay leyes que son inmorales e injustas".

La plataforma esperará una respuesta de la Junta en los próximos tres meses antes de acudir a los tribunales. Los padres sí aceptan que la religión católica pase a ser optativa y proponen este mismo tratamiento para la nueva asignatura, que tampoco descalifican por completo: "Tiene cosas buenas, como la enseñanza de la Constitución Española, los derechos humanos o la participación social", explica Salamanca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios