Odyssey dice que carece de sentido que España presente cargos en su contra

  • La compañía asegura que ha proporcionado al Gobierno la localización exacta del barco del que extrajo el tesoro y que ha podido comprobar que la operación se realizó en aguas internacionales

La empresa estadounidense Odyssey ha afirmado que, dado que el Gobierno español conoce ya las coordenadas exactas del tesoro hallado en mayo pasado, "carece de sentido" que presente ningún cargo contra la firma de exploración marina. En un escueto comunicado, la empresa cazatesoros señaló que la información proporcionada a las autoridades españolas sobre el tesoro de monedas de plata y oro confirma lo que siempre había sostenido la firma: que el pecio "no se encuentra en aguas jurisdiccionales españolas".

Por ello, y "a la luz de los hechos", la empresa con sede en Tampa (Florida), insiste en que, dado que el Estado español conoce ya la "localización específica" del pecio hallado en la operación denominada Cisne negro, presentar cargos contra Odyssey sería un sinsentido.

Con esta última declaración, Odyssey sale al paso de la información que se señala que el juzgado número 3 de La Línea ha emitido un auto en el que se cita a declarar al actual presidente de la firma, Greg Stemm, como imputado.

"Ni (Greg) Stemm ni Odyssey han recibido citación o notificación alguna, ni cargos presentados por ningún tribunal español", apunta el comunicado.

La compañía no alude a que España la acusa de expolio porque sospecha que sacó el botín de un barco hundido español y no sólo por el lugar en el que se encuentra el pecio. De hecho el Gobierno ya asumió como hipótesis más verosímil que efectivamente la empresa extrajo el cargamento de un buque naufragado en aguas internacionales.

El pasado 25 de enero Odyssey facilitó a España información precisa sobre el tesoro valorado en más de 500 millones de dólares, después de que un juez estadounidense así lo ordenase en un tribunal de Tampa.

Al día siguiente, Odyssey expresó su satisfacción por que la decisión del juez estuvo acompañada de una "orden de protección", que resguarda la información específica sobre las coordenadas del tesoro y los objetos extraídos, así como otros datos.

Así, el magistrado aceptó tanto la petición española como la reclamación de la empresa cazatesoros de que el Gobierno español se comprometiera a cumplir una cláusula de confidencialidad, antes de proceder a revelar información precisa sobre el cargamento rescatado.

Odyssey ha reiterado en numerosas ocasiones que se trata de un tesoro compuesto de monedas de plata y oro y otros objetos de valor que fueron extraídos fuera de las aguas jurisdiccionales de España, en el Atlántico, y que ellos han cumplido con todos los requerimientos legales.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios