Tarifa

La Junta da ahora luz verde al proyecto para evitar el vertido de fecales en Los Lances

  • La Consejería de Medio Ambiente se compromete con el proyecto a seis días del cambio de Gobierno autonómico   

La depuradora de Tarifa. La depuradora de Tarifa.

La depuradora de Tarifa. / E.S.

La Junta de Andalucía se ha comprometido a desarrollar las obras complementarias de la depuración integral de aguas residuales de Tarifa que permitirán acabar con el aliviadero del tubo arco. A pocos días del cambio de Gobierno autonómico, el compromiso implica “una actuación consistente en la redacción del proyecto del nuevo desagüe al mar de las aguas residuales urbanas de la AU Tarifa y, posteriormente, se asumiría la posterior ejecución de las nuevas obras que completen las actuaciones actuales”. Con ello se conseguirá eliminar el aliviadero que existe en el tubo arco.

En determinadas circunstancias, coincidiendo con grandes avenidas de aguas pluviales o potenciales averías, en la estación de bombeo se alivian aguas para evitar el colapso de su funcionamiento. En el caso de Tarifa, estas aguas van a dar al tubo arco del paseo marítimo originando un vertido ocasional que aunque accidental y controlado despierta las molestias de la ciudadanía y la preocupación del gobierno local en un municipio de interés turístico.

Desde el Ayuntamiento de Tarifa se ha insistido en reiteradas ocasiones a la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio para buscar una pronta solución para que el citado aliviadero no vierta su contenido en el tubo arco del paseo marítimo, concebido exclusivamente para evacuar aguas pluviales. Su propuesta tiene ahora ya luz verde, al menos así se interpreta en el documento remitido desde la Dirección General de Infraestructura y Explotación del Agua de la consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía.

Con el compromiso expresado por escrito se consigue por un lado atajar una problemática histórica en la zona del paseo marítimo, que aunque originada de manera ocasional, despierta cierta alarma social entre la ciudadanía. Por otro lado, la solución planteada por el Ayuntamiento de Tarifa pasa por unificar la nueva conducción de desagüe procedente del aliviadero del tubo arco con el actual emisario submarino, consiguiendo así la mejora de las infraestructuras existentes y un mantenimiento más eficiente de las mismas.

El primer edil tarifeño, Francisco Ruiz, ha expresado su satisfacción ante el escrito recibido recientemente desde la consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, ya que supone un paso decisivo para solucionar un problema histórico. El alcalde ha apuntado además al salto cualitativo que la localidad ha dado en las últimas décadas en el tratamiento integral de las aguas residuales. Tarifa ha mejorado en los últimos 25 años sus sistemas de tratamiento de aguas residuales, ajustándolos a la normativa europea.

De la ausencia de tratamiento específico y el vertido directo al mar, en la playa de Los Lances, se pasó en la pasada década de los 90 a la construcción del emisario submarino. Recientemente, la entrada en un funcionamiento de la EDAR ha favorecido el giro definitivo con la depuración aguas, que se verá ahora completado con la mejora del aliviadero de la Estación de Bombeo.

Pero además, cabe señalar que en los últimos dos años se ha hecho un especial hincapié en la mejora de diferentes aspectos relacionados con la gestión integral del agua. En este impulso se enmarcan actuaciones recientes como la eliminación de los vertidos ocasionales de aguas residuales en el CEIP Nuestra Señora de la Luz; la limpieza interior del tubo arco y el sellado de sus injerencias y la mejora de la red de saneamiento en la zona de La Marina.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios