Sociedad

La OMS advierte que la vacuna contra la gripe A es "cada vez más esencial"

  • Las autoridades alertan de que la pandemia es "imparable" y que todos los países deben contar con dosis suficientes de antivirales

La pandemia de la gripe A "es imparable", por lo que todos los países necesitan la vacuna contra este nuevo virus, aseguró ayer Marie-Paule Kieny, directora de Investigación de Vacunas de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Kieny señaló que esta es la primera conclusión a la que llegaron conjuntamente el Comité de Expertos de Vacunas de la OMS y un nuevo Comité de Especialistas en Gripe formado tras los primeros brotes del muevo virus.

Estos dos comités se reunieron la semana pasada y entregaron sus conclusiones a la directora general de la OMS, Margaret Chan, quien las asumió, pero no autorizó su divulgación hasta ayer.

Los expertos analizaron los últimos datos epidemiológicos sobre la pandemia, así como las expectativas de disponibilidad de la vacuna. Según la información facilitada por Kieny, es bastante improbable que la vacuna esté disponible antes de que empiece la campaña invernal en el hemisferio norte, dado que si se cumplen todos los requisitos para autorizar un medicamento, el proceso podría alargarse hasta diciembre.

Una vez se cuente con la vacuna, todos los países deberán contar con dosis suficientes, dado que "la pandemia del virus A es imparable", afirmó Kieny.

Los expertos recomendaron, que los trabajadores de la salud deberían ser los primeros en ser vacunados, "dado que son los que van a estar más expuestos; y porque deben mantenerse sanos tanto para curar a los enfermos de gripe como al resto de pacientes que padezcan otras dolencias". Una vez la población sanitaria esté vacunada, "cada país, en función de los grupos de riesgo que prevalezcan y de su situación epidemiológica, deberán establecer una estrategia propia", explicó la doctora. Kieny afirmó que el virus ataca a distintos tipos de personas, aunque señaló que los principales grupos de riesgo siguen siendo las mujeres embarazadas, los bebés y las personas obesas.

En relación a la fabricación de la propia vacuna, Kieny explicó que se está negociando con los países miembros como ayudar a aquellas naciones que no tengan capacidad de comprarla. Asimismo, aseguró que la OMS está discutiendo con empresas que en los últimos años han adquirido el conocimiento y la tecnología para fabricar una vacuna, para ver como pueden "acelerar el proceso para poder producir vacunas contra el virus A para sus propios países". La gripe A aún no obliga a modificar la producción de vacunas, declaró Kieny.

Cuestionada sobre la vacuna estacional, Kieny, dijo que está a punto de finalizar la producción del 90% de lo fabricado en 2008, por lo que está asegurada la vacunación de la población que la necesite. Mientras el virus A sigue expandiéndose por el mundo afectando ya a más de 100.000 personas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios