Medinaceli y La Paz

Pasión y promesas con el Medinaceli

  • Ambas cuadrillas demuestran su buen hacer en la siempre angosta salida

La Cofradía de Nuestro Padre Jesús Cautivo Medinaceli y María Santísima de la Paz volvió a dar, un año más, lo mejor de sí en el desfile procesional del Miércoles Santo en la Villa.

Caían los últimos rayos del día cuando, a las nueve en punto, se abrieron las puertas laterales del templo de San Isidro dejando salir a la cruz de guía y los primeros nazarenos. En el interior de la iglesia, todo estaba dispuesto y los rostros de los costaleros expresaban una mezcla entre nerviosismo, emoción y devoción.

Como suele ser habitual, la primera levantá de ambos pasos estuvo dedicada a los hermanos que ya no están. Tras ese recuerdo emocionado, el paso del Medinaceli fue encarado hacia el pórtico con precisión. Dentro de la iglesia sólo se escuchaba el rozar de las zapatillas contra el suelo para salvar la siempre difícil maniobra debido a lo angosto de la salida.

Exactamente a las nueve y cuarto el Medinaceli se encontraba con su pueblo. Los acordes de la Banda de Cornetas y Tambores de Alhaurín de la Torre (Málaga) le dieron la bienvenida mientras que el paso, engalanado con un monte de claveles rojos y rosas encarnadas bajo la candelería ejecutaba el giro hacia la plaza. Y, como muestra de la devoción que despierta el prendido en la Villa, una hilera de promesas acompañaron todo su recorrido.

Al filo de las diez de la noche aparecía el rostro la Virgen de la Paz mientras que el Cristo se perdía ya bien avanzada la calle Rosario. El tintineo de los borlones del palio chocando contra los varales hizo de la maniobra de aproximación a la puerta un momento bellísimo que estuvo coronado con la siempre afinada interpretación de la Banda de música de Los Barrios. Delicadas flores en tonos claros fueron, nuevamente, una acertada elección de la hermandad para engalanar aún más, si cabe, el palio.

Madre e Hijo ofrecieron a los barreños, una vez más, un desfile cargado de momentos únicos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios