San Roque

Un cartel con historia para anunciar la Feria Real 2018

  • El cartel oficial de la Feria Real de 1968, realizado por el artista Antonio López Canales, ha sido recuperado para anunciar la presente edición

El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, ha presentado el cartel oficial de la Feria Real 2018 junto al concejal de Fiestas, Antonio Navas, el artista Antonio López Canales y el ex alcalde sanroqueño Eduardo López Gil, a quien se debe la idea de recuperar este trabajo.

Ruiz Boix explicó que “la Feria Real lleva muchos meses de trabajo a la Delegación de Fiestas, y ya se están revelando algunas de las novedades de esta fiesta que tendrá lugar del 7 al 13 de agosto, si contamos el Toro del Aguardiente. Como siempre, la Feria Real tendrá como bandera su cartel anunciador, y se ha elegido hacer una réplica del cartel de hace justo 50 años, el de la feria de 1968, de gran belleza y que agradó entonces a la población de San Roque. Estoy convencido de que, medio siglo después, volverá a agradar a nuestros vecinos y vecinas”.

“Entonces -añadió el alcalde-, Antonio López Canales era un joven de 28 años, y hoy es un reputado artista, autor de importantes obras que ha expuesto en toda España. Entre los 7 y 30 años vivió en San Roque, así que mantiene muchas amistades en nuestro municipio. Le agradeco que nos haya permitido contar con su cartel nuevamente. Y también quiero agradecer a quien tuvo la iniciativa, al primer alcalde de la democracia, Eduardo López Gil, quien siempre está pensando en cosas que mejoren el municipio”.

Por su parte, López Canales expresó “mi satisfacción y agradecimiento por ver cincuenta años después editado de nuevo uno de mis carteles. Y también mi agradecimiento a mi amigo de la infancia, Eduardo López, y a los que han apoyado esa idea. San Roque ha sido importantísimo en mi vida, y el año 1968 fue uno de los más especiales”.

“Es un cartel simple de líneas y de color -explicó-, y utilicé unos símbolos que a un primer golpe de vista permitan saber qué se anuncia. La comisión de fiestas pidió que estuviera hecho como máximo a cinco tintas planas, porque cada tinta encarecía el precio. Utilicé dos azules, dos rojos y un ocre. El cartel se hizo en Málaga, pero el programa de mano se imprimió en la Imprenta Vallejo, de la Plaza Fariñas (La Línea), utilizando dos azules y el rojo”. Ojeando el programa de mano dijo que “es para recordar y emocionarse”, por los nombres de los establecimientos que se hacían publicidad en el mismo.

“Desde los siete años he vivido en San Roque, y en mi infancia era corriente ver perros vagabundos. Así que decidí incluir un perro en el cartel, pero no encontré ninguno. Fue en la Estación de San Roque, cerca de la casa de Mercedes, entonces mi novia, donde encontré uno. Milagros, la madre de Mercedes y poco después mi suegra, estuvo entreteniendo al perro mientras saqué los apuntes. Eso, sí, le quité el rabo pictóricamente para que se adecuara a la leyenda de San Roque”.

“Mi deseo -concluyó- es el mismo que hace 50 años: que el cartel guste”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios