Sucesos La Policía descubre una plantación de marihuana en Puerto Real tras un aviso por posible robo

  • Un vecino dio aviso a la Policía Local de madrugada al ver salir a cuatro individuos de una vivienda y sospechar de que pudiera tratarse de un robo

  • Al entrar en el sótano encontraron alrededor de 500 plantas de marihuana con infraestructura para su crecimiento

Comentarios 2

La Policía Nacional desmanteló este martes una plantación de marihuana en el sótano de una vivienda de Puerto Real. Fue un vecino de la zona quien alertó a la policía local durante la madrugada, al ver a varias personas salir del inmueble con actitud sospechosa y creer que estaban perpetrando un robo. Sin embargo, cuando los agentes llegaron al número 146 de la Avenida de la Constitución, junto a la rotonda que da acceso a la autopista en la zona de El Caballo Negro, se percataron de un fuerte olor a marihuana en la vivienda, que en ese momento estaba vacía. Descubrieron entonces que en el sótano del chalet había una plantación ‘indoor’ con alrededor de 500 plantas de marihuana.

La Policía Nacional se hizo cargo del asunto y tras dar parte al Juzgado de Instrucción de guardia y solicitar el pertinente permiso para el registro, desplazaron hasta la zona a efectivos de la UDYCO (Unidad de Drogas y Crimen Organizado) y de la UPR (Unidad de Prevención y Reacción), así como de la Policía Judicial y Policía Científica, que examinó el inmueble.

Para la plantación se había utilizado un completo sistema de iluminación y ventilación con numerosos transformadores, sistema de riego y lámparas funcionando las 24 horas del día para garantizar el mantenimiento de las plantas que estaban en distintas fases de crecimiento. Además disponían en otras habitaciones de la planta superior de material  preparado para poder realizar otra instalación similar, así como abonos y fertilizantes. Todo ello con la finalidad de conseguir un rápido crecimiento de estas plantas y un mayor número de cosechas.

El sistema instalado, que según fuentes policiales habría podido costar más de 20.000 euros, se alimentaba con un enganche de electricidad ilegal que fue cortado por operarios de Epresa tras el hallazgo policial. La Policía Nacional ya tenía sospechas sobre esa vivienda a raíz,  precisamente, de un enganche de electricidad que se había detectado con anterioridad y que también fue cortado. Entonces las investigaciones no dieron su fruto.

Ahora se localizó este vivero en un barrio residencial donde los vecinos ya sospechaban que “algo raro pasaba”. Según informaron algunos de los residentes de los alrededores de la vivienda, “habitualmente había una pareja que entraba y salía, pero es verdad que venía mucha gente joven. Si la policía está ahí por un tema de drogas, a mi no me sorprende en absoluto”, dijo una vecina a este periódico.

Pero lo cierto es que la mayoría de los residentes de los alrededores guardaban silencio y ni tan siquiera acertaban a decir si la vivienda había sido alquilada o por el contrario se trataba de una ocupación ilegal, un hecho que la policía está también tratando de averiguar en la investigación abierta y por la que, de momento, no hay ninguna persona detenida.

El alijo incautado  podría haber alcanzado en el mercado los 150.000 euros por cosecha, por lo que, teniendo en cuenta que el sistema instalado podría facilitar hasta cuatro cosechas al año, el beneficio se podría multiplicar hasta superar el medio millón de euros.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios