Provincia

Una muestra del fervor de la provincia

  • Participan las corporaciones de nueve localidades, entre ellas Algeciras, San Roque y La Línea

Cádiz se va a convertir este fin de semana en el epicentro del mundo cofrade con la celebración del Vía Crucis Jubilar Diocesano en conmemoración del 750 aniversario del traslado desde Medina Sidonia a la capital gaditana de la sede del Obispado de la Diócesis de Cádiz y Ceuta. Un desfile peculiar, aunque tiene su antecedente en la procesión magna que se organizó el 14 de agosto de 2011 con motivo de la celebración de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ).

En esta ocasión, serán 16 los pasos que desfilarán por las calles del casco antiguo procedentes de nueve localidades. La capital será la más representada con seis imágenes, seguida por San Fernando y Chiclana con dos cada una, mientras que aportan una Puerto Real, Conil, Medina Sidonia, San Roque, Algeciras y La Línea.

Con ellas, se reproducirán las 14 estaciones, sumándose en el cierre del cortejo el palio de María Santísima de los Dolores de Servitas y la imagen de la Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo que se encuentra en la Iglesia Conventual de San Francisco. Precisamente, ésta última es una de las primeras peculiaridades de la procesión de mañana, ya que este Resucitado se encuentra expuesto en la sacristía, pero no sale en procesión.

Como una muestra de la riqueza de la Semana Santa de la provincia gaditana, se han conjugado varios factores para la selección que ya se puede contemplar en los templos y que mañana se verá en las calles. La primera, y casi la principal, ha sido intentar no repetir las imágenes que ya procesionaron en el Vía Crucis Diocesano de 2011. Partiendo de esa base, por un lado, desde la organización se ha intentado que desfilen mañana imágenes que tengan una importante devoción en sus localidades, como sucede, por ejemplo, con Nuestro Padre Jesús Cautivo Medinaceli de Algeciras o Nuestro Padre Jesús Nazareno de Medina Sidonia. Por el otro, también se ha optado por la concurrencia de estilos y autores en el apartado artístico, con tallas históricas de indudable valor como el Crucificado de la Buena Muerte de Cádiz, que data de 1648, o las del Santísimo Cristo de la Humildad y Paciencia o Nuestro Padre Jesús Atado a la Columna, ambas de Jacinto Pimentel realizadas para la capital en el siglo XVII. Junto a ellas, también destacan otras más contemporáneas, como Nuestro Padre Jesús del Gran Poder de San Roque o Nuestro Padre Jesús de los Afligidos de San Fernando, las dos de Antonio Castillo Lastrucci.

A lo largo de las casi 10 horas de procesiones, serán muchos los detalles a los que hay que estar pendientes para comprender y disfrutar de la manifestación de fe que se producirá en Cádiz.

los templos

Las 16 corporaciones que pondrán mañana sus cortejos en las calles han sido repartidas entre ocho templos del centro de la ciudad. Las cinco hermandades capitalinas y el Resucitado salen de sus iglesias (Humildad y Paciencia, y Buena Muerte, de San Agustín; Columna y Azotes, de San Antonio; Prendimiento, del Carmen; Servitas, de San Lorenzo Mártir; y el Resucitado, de San Francisco).

Por su parte, la iglesia de Santa Cruz acoge a las cofradías del Gran Poder (La Línea), Afligidos (San Fernando) y El Huerto (San Fernando); Santo Domingo hace lo propio con Humildad y Paciencia (San Roque), y Nazareno (Medina Sidonia); San Francisco hace de sede del Perdón (Chiclana) y Vera-Cruz (Puerto Real); Santo Entierro (Conil) se encuentra en San Antonio; El Amor (Chiclana) saldrá de la iglesia del Carmen y Medinaceli (Algeciras) lo hará desde Santiago.

Todas las imágenes se encuentran ya en sus respectivas iglesias. Como previo al gran día, mañana se celebrará una jornada de puertas abiertas en los templos en horario diurno para poder conocerlas y contemplarlas.

el cortejo

Todas las corporaciones partirán de cada uno de los ocho templos a la hora prevista para encontrarse en el inicio de la carrera oficial, que, al igual que en la pasada Semana Santa, será en la esquina entre las calles Cristóbal Colón y Nueva.

Cada uno de los cortejos se iniciarán con la cruz parroquial o alzada escoltada por ciriales o faroles. La única excepción será El Huerto de San Fernando, que llevará su cruz de guía. Las imágenes estarán acompañadas por 15 parejas de hermanos con cirios, desfilando tras ellos el guion corporativo. Cada junta de gobierno presidirá su corporación acompañada por un representante de su municipio o del Consejo de Hermandades. El cuerpo de acólitos antecederá al paso.

Todas las imágenes contarán durante su recorrido con acompañamiento musical. Durante su paso por la carrera oficial, sólo se mantendrán junto a las imágenes las capillas musicales que acompañarán a Humildad y Paciencia de Cádiz, Buena Muerte y Santo entierro. Asimismo, en el inicio del recorrido común estará la Ensemble Stella Maris. Por su parte, el Grupo de Cámara San Pablo tocará diversas piezas musicales en el arco del Pópulo. Por último, la Coral de la Universidad de Cádiz completará con sus interpretaciones el rezo del Vía Crucis en la plaza de la Catedral.

Precisamente, el punto más importante del recorrido se producirá ante la Seo, en donde se instalará un altar. Allí, se producirá la liturgia de esta manifestación de fe. Los pasos pararán en este lugar, en donde se leerá el pasaje evangélico al que hace referencia cada una de las imágenes y se realizará una oración ante de iniciar cada una de las corporaciones el recorrido de vuelta.

las peculiaridades

Existen muchos detalles que van a hacer muy especial la jornada de mañana. Uno de los más llamativos es que volverá a procesionar en Cádiz la antigua imagen de la Virgen de la Amargura de la capital, que irá en el misterio de la Vera-Cruz de Puerto Real, cofradía en la que procesiona bajo palio.

Uno de los estrenos de la jornada lo protagonizará el Cristo Yacente de Conil, que desfilará en su nueva urna. Ésta se encuentra en proceso de dorado en la actualidad. Asimismo, este Vía Crucis Diocesano va a suponer un espaldarazo importante para el Grupo Parroquial del Santísimo Cristo del Perdón, que se encuentra en proceso de convertirse en cofradía, por lo que no forma aún parte de la nómina oficial de la Semana Mayor chiclanera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios