unidades en la base de rota

Mucho más que un almacén de piezas

  • El Servicio de Aprovisionamiento del Arsenal de Cádiz guarda un millón de piezas diferentes para los buques de la Armada, además de servir toda la uniformidad

En la Base Naval de Rota hay servicios que no por ser menos conocidos dejan de tener su importancia. Por el contrario, son fundamentales para que las unidades de la Armada cumplan sus misiones y tienen "un trabajo grande detrás". El Servicio de Aprovisionamiento del Arsenal de Cádiz en la instalaciones roteñas es uno de estos servicios vitales para el buen funcionamiento de los buques. En él puede haber un millón de piezas diferentes, desde una llave de paso a tuberías, partes de equipos electrónicos, de radares, "todo lo que desde el propio barco se pueda montar", cuenta el comandante Miguel Betanzos. También almacenan miles de pantalones, camisas, chaquetas de los uniformes de la marina española. Gorras del Juan Carlos I, del Castilla, de la Numancia, de la Santa María... se pueden ver en sus respectivas cajas en los pasillos de su amplía nave, ubicada cerca de los muelles.

"Como resumen muy rápido, básicamente lo que hacemos es guardar cosas para cuando a los barcos les haga faltar poder servirles inmediatamente, porque apenas hay tiempo para cubrir su necesidad", explica Betanzos. Pero ni mucho menos es un simple almacén. "Hay un trabajo muy grande detrás, aplicaciones informáticas creadas en base a la experiencia y todo está automatizado con una aplicación que nos da la ubicación de cada pieza en cada estantería. Ahora se acaban de llevar un paquete para un buque que está fuera de misión", cuenta en la jornada que visitamos el SERDIZROT, el Servicio de Aprovisionamiento del Arsenal de Cádiz.

"Todo lo que el propio barco pueda montar está aquí. Hay un trabajo grande detrás"

En una vuelta por sus instalaciones, el comandante muestra el trabajo que realiza diariamente con su equipo y la cantidad de elementos diferentes que atesoran. En la primera nave, cerca de la oficina, guardan las que tienen más salida; en otra nave, detrás de ésta, los que por experiencia tienen menos movimiento y son más grandes. "El tema de los repuestos lo tenemos estructurado según tamaño, para poder moverlo. Hay cajas pequeñas que no tiene mayor problema en venir alguien y cogerlas con las manos o unas escaleras, pero hay otras que pesan muchísimo y tenemos que utilizar grúas", manifiesta. La idea es que cuando un buque pida ese material, que normalmente viene de EEUU, esté ya aquí, "si no, tardaría meses". Por eso, en base a la experiencia saben qué equipos tienen más probabilidades de estropearse o cuáles son más importantes "y que tienen que estar aquí" porque no se puede esperar para cubrir esa necesidad, porque "quedarían parados".

"Cualquier cosa que se te ocurra está en estas instalaciones", sigue explicando. Llaves de paso, tuberías, piezas de los equipos electrónicos, consolas, radares; mucho de la parte de propulsión de las turbinas, de los motores auxiliares que generan la electricidad... Siempre lo que el propio barco pueda montar. "Si se necesita, por ejemplo, que se repare en Navantia, no lo tendríamos", asegura, aunque también tienen elementos que no caben en otro lugar y que guardan, aclara al pasar delante de unas hélices.

Pero su trabajo tiene una segunda pata: el vestuario del personal destinado en la Base. "No sé decir ahora exactamente, pero puede haber entre 1.500 pantalones y 5.000 camisas", dice el comandante. Gorras y chaquetones se acumulan para cuando el personal de la Armada venga a pedirlo, o bien una unidad si es material más específico. En una tercera nave, que se mantiene a una temperatura determinada, está el material NBQ. También los cascos de combate, los chalecos antibalas, que vemos en sus cajas recién llegados. El SERDIZROT cuenta con una tienda para la atención al público, donde suele haber colas. Además de la uniformidad que sólo puede adquirir el personal, hay material de merchandising de la Base y la Armada que tienen éxito como regalos.

03597591

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios