Razonable enfado de la enseñanza concertada

LOS centros concertados forman parte del sector de la educación pública. Tal como ha sentenciado el Tribunal Supremo, su papel no es subsidiario de la escuela pública, sino complementario. Ésa es la razón de ser de estas escuelas andaluzas, que sirvieron a la Administración autonómica para paliar los déficits de inversión en el inicio del autogobierno. Ahora, la Consejería de Educación ha dejado a las escuelas concertadas sin las ayudas para preparar a los centros frente al Covid. Así, por ejemplo, no les financiará ni el puesto de coordinador Covid, que es el enlace con las autoridades epidemiológicas, ni el aumento del gasto que se ha tenido que realizar para preparar los colegios e institutos. No significa que no vayan a tenerlos, porque se han dotado de ello de modo propio -las familias, en ese sentido, deben estar tranquilas-, pero supone un sobreesfuerzo de gasto para estos colegios, que ya vienen arrastrando un déficit de financiación por parte de la Junta. El Ministerio de Hacienda ha enviado en septiembre, de modo extraordinario, 2.000 millones de euros a las consejerías de Educación para que afronten este gasto, tanto de contrataciones como de material, pero el Gobierno central excluyó al sector de las concertadas. Sin embargo, en Andalucía, el Ejecutivo del PP y de Ciudadanos asumió otro compromiso: ayudaría a la concertada. Es más, su consejero de Educación, Javier Imbroda, asumió ese compromiso, convencido de que el trato diferencial que el Gobierno central aplicaba se debía a un prejuicio ideológico. El presidente de la Junta, Juanma Moreno, también expresó esta misma opinión. Pero, pasado el tiempo, no ha sido así. No hay una ayuda extraordinaria a los centros concertados, como sí la hay a los públicos. Es posible que Educación no pueda utilizar el fondo estatal Covid en ello, pero sí derivar parte de su presupuesto a la concertada. No hay motivo legal, por lo que es posible una rectificación. Escuelas Católicas de Andalucía, que agrupa al 70% de la educación concertada de la comunidad, ha realizado una petición que es razonable y puede conseguirse. No supone ninguna minoría, son 400 centros en toda Andalucía, donde cursan 260.000 alumnos.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios