La visión de Máiquez

A un paso de la gloria

El Algeciras CF certificó el pasado domingo su pase a la última eliminatoria por el ascenso a Segunda B, cómo no, con una afición que no dejó solos a los suyos ¡Qué grande es lo de esta afición!

Para llegar a esta última eliminatoria, el equipo ha tenido que superar dos grandes escollos, al temible L’Hospitalet y a todo un Real Jaén, campeón en su grupo que ha conseguido llegar a las 100 puntos en liga regular. Ahora espera otro equipo que ha quedado campeón en su grupo, el Socuéllamos, que seguro venderá muy cara su piel.

El domingo, el Algeciras hizo el partido como había marcado su cuerpo técnico, ajustó el centro del campo, que tanto dolor de cabeza dio en el Nuevo Mirador, plantó una presión muy alta con Karim y Ganet, y base del sacrificio de todos y un buen orden, se vio en el Nuevo La Victoria un equipo que estaba muy a gusto en el campo, teniendo el control del partido, sin apenas conceder opciones de que el rival se acercara a la meta algecirista, y cada vez que tenía opción de llegar a la meta rival, lo hacía con mucho peligro.

Al igual que en Hospitalet, el Algeciras se adelantó en el marcador con un golazo de falta de Pablo Ganet (vaya partido se marcó) en los primeros 15 minutos y una vez puesto por delante, jugó con el resultado a favor con una madurez que va a más conforme va pasando los partidos, sin sufrir por la eliminatoria en ningún momento, sabiendo que si metía un gol, el Jaén mentalmente sufriría mucho después de dos palos seguidos (no ascender en casa y la derrota en el Nuevo Mirador).

Quedan dos semanas para que estos chavales, con su cuerpo técnico a la cabeza, nos puedan llevar a la Segunda B. Dos semanas que llevamos esperando desde que se bajó hace tres años. Dos semanas de ilusión, de soñar, de creer... ¡Dos semanas para el ascenso!

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios