EUROPA SUR En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

El Íbex 35 logró cerrar ayer por encima de la barrera de los 7.000 puntos tras avanzar un 2,3% en un contexto en el que la propagación del coronavirus podría haber iniciado el camino de la estabilización en Europa.

El selectivo español sumó su tercera sesión consecutiva en verde, en un escenario en que el número de contagios mantiene su tendencia a la baja.

En el plano macroeconómico, ayer se conoció que la producción industrial de Alemania creció un 0,3% en febrero, inmune al Covid-19, y los ministros de Energía de los países pertenecientes al G-20 anunciaron que mantendrán una reunión telemática este viernes para encontrar una solución global a la situación del mercado petrolero.

En España, el Gobierno aseguró que el próximo lunes se recuperará la "normalidad laboral", tras el fin del permiso retribuido.

En este escenario, el Íbex 35 finalizó la sesión en los 7.002 puntos, con la mayoría de sus valores en positivo, a excepción de Cellnex (-3,69%), Colonial (-2,76%), Grifols (-2,51%), BBVA (-1,48%), Naturgy (-0,78%), Iberdrola (-0,44%), Red Eléctrica (-0,35%) y Ence (-0,11%).

Por el contrario, entre las subidas despuntaron Merlin (+14,36%), Indra (+12,26%), Meliá (+12,12%), Amadeus (+10,58%), Arcelormittal (+10,21%), ACS (+9,22%) e IAG (+7,76%).

El resto de principales bolsas europeas también cerraron en positivo, con avances del 2,06% en Londres, del 2,12% en París, del 2,79% en Fráncfort y del 2,19% en Milán.

El precio del barril de calidad Brent se situó en 33 dólares, mientras que el West Texas Intermediate cotizó en torno a los 26,2 dólares.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios