Análisis

manolo fossati

Ya está aquí

Ya llegó el nuevo Gobierno andaluz y con él, al menos, una buena noticia: nadie osará a partir de ahora hablar (espero) de "pacto de perdedores" cuando varias minorías unan sus votos para arrebatarle el poder al partido más votado. No creo que a los que utilizaban esa expresión antes les importara atacar la esencia del sistema democrático español, que es el parlamentarismo, o sea que nadie elige al alcalde, o al presidente de cualquier gobierno, de manera directa, sino a través de sus representantes. Pero ahora al menos se guardarán durante un tiempo de quitar legitimidad a los pactos que hacen posible las mociones de censura, los relevos en los ejecutivos y, sobre todo, esa conquista humana que es la negociación y búsqueda de acuerdos entre fuerzas distintas. Algunos necesitan aprender democracia a fuerza de hechos, ya que no parecen querer defenderla con principios. Bienvenidos.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios