Cultura

Los recortes y el libro electrónico, los retos del presente para las bibliotecas

  • La Línea acoge el III Encuentro Provincial de Bibliotecas con 28 representantes Saucedo destaca el aumento de usuarios pese a la crisis

La Línea acogió ayer el III Encuentro Provincial de Bibliotecas, desarrollándose en la recientemente reubicada y mejorada José Riquelme, con la asistencia de 28 bibliotecarios, y con la experiencia y aportación humana de Blanca Calvo Alonso Cortés, una de las más aplaudidas expertas en la temática en España, que durante 32 años estuvo al frente de la biblioteca pública de Guadalajara y ha ostentado cargos políticos en el Gobierno de Castilla-La Mancha y como alcaldesa de Guadalajara.

La delegada territorial de Cultura, Cristina Saucedo, presidió junto a la alcaldesa, Gemma Araujo, el acto de apertura del encuentro que además de la conferencia de Calvo denominada La biblioteca pública, una institución imprescindible, contó con una mesa redonda con Estefanía Sánchez, Remedios Palma, Santos Fernández, directores de las bibliotecas de La Línea, Olvera y Montequinto-Dos Hermanas, respectivamente.

En lo que respecta a Blanca Calvo, inició su intervención apuntando a su jubilación, ya que en agosto cumplió 65 años, lo que supuso despedirse de la mitad de su vida, ya que incluso durante 20 años vivió en el biblioteca de Guadalajara. "Ha sido una vida muy rica en experiencias y conocimientos". Antes de girar su discurso hacia la crisis reconoció que la dedicación le aportó poder aunque no parezca así, "estamos acostumbrados a vernos como el peón poco importante en el mundo cultural, pero no, trabajando ahí se puede hacer mucho por la gente.

En cuanto al capítulo negativo, Calvo lamentó los recortes en personal o el escaso presupuesto para comprar libros. "Ciertamente la situación actual tiene muchos agujeros negros". Ahí puntualizó que también depende de la clase política, "algunos incluso son sensibles con este área pero cuando llega la crisis es lo primero que recortan o llegan a privatizarlo porque creen que es más barato". En general lo definió como "una falta de respeto al servicio bibliotecario en particular".

Por otro lado, no dejó de lado el análisis que se genera en torno al libro electrónico, "sobrevuela este peligro", e incluso advirtió que en EEUU ya es bastante normal que la gente descargue libro para su uso durante 15 días en vez de ir al sitio. Si bien, estimó que podría combatirse rápidamente por el papel de lugar de encuentro que juegan las bibliotecas, ofreciendo desde actividades a clubes de lectura.

En cualquier caso, el interés de la conferencia también iba dirigida "ilusionar a los bibliotecarios con su trabajo, sobre la importancia que tienen de cómo lo pueden dinamizar, de la capacidad de transformación social, de las cosas que se pueden hacer con poco o nada de dinero", explicó Calvo. Destacó que se han abierto muchas en los últimos 25 años, que aspiran a aportar desde a los más pequeños a los ancianos, e incluso ayudan a buscar trabajo. "Son los organismos más usados por la gente después del hospital y van de forma voluntaria".

En cuando a la presentación del encuentro, Saucedo destacó preferentemente que en Andalucía desde 2007, pese el arranque de la crisis, se ha aumentado en un 50% el número de usuarios. Destacó que el encuentro es un foro que reúne a las 74 bibliotecas municipales de la provincia y que permite debatir e intercambiar opinión. "Aunque estamos asistiendo a tiempos de recortes presupuestarios, es verdad que con poco dinero cada uno de esos responsables está cuidando y mimando sus bibliotecas". Además puso en valor el trabajo realizado con la José Riquelme.

Araujo destacó el esfuerzo realizado por el Ayuntamiento y especialmente por el personal de la biblioteca para su reciente cambio y puesta en valor aprovechando además un edificio histórico. Así puso a La Línea como ejemplo de que pese a la crisis se siga apostando por la cultura.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios