Cultura

Roberto Saviano: "España es una zona franca para la mafia"

  • El italiano sigue excavando en la vida de los criminales napolitanos en 'La banda de los niños'

Roberto Saviano (Nápoles, 1979), ayer durante su visita a Madrid para promocionar su nuevo libro. Roberto Saviano (Nápoles, 1979), ayer durante su visita a Madrid para promocionar su nuevo libro.

Roberto Saviano (Nápoles, 1979), ayer durante su visita a Madrid para promocionar su nuevo libro. / zipi / efe

"España es una zona franca para la mafia", aseguró ayer el escritor italiano Roberto Saviano, convencido de que el tejido económico español "está totalmente infectado" por más que el conjunto de la sociedad no se dé cuenta "porque no hay muertos". Amenazado de muerte por la Camorra desde que publicó Gomorra en 2006, Saviano se encuentra estos días promocionando su novela La banda de los niños (Anagrama), en la que se centra en las nuevas generaciones que han tomado el poder en las calles de Nápoles.

Saviano sostiene que este fenómeno es común a muchas ciudades. "Los españoles están convencidos de que en España no hay mafia, que es problema de los rusos y los italianos... Pero el tejido económico español está totalmente infectado. La crisis económica se generó por esto. La burbuja inmobiliaria ha sido causada por el blanqueo de capitales", recalcó el autor antes de confesar que le gustaría demostrar en los próximos años estas afirmaciones. Saviano considera que la inexistencia en España del delito de asociación mafiosa ha convertido al país en una "zona franca" para los criminales. "Cuando la magistratura española empiece a investigar temas de blanqueo, España se despertará con una historia completamente diferente a lo que ha visto hasta ahora", vaticina.

En La banda de los niños, aunque mediante la ficción, el autor retrata a los "hijos de la pequeña burguesía" de la Nápoles real, dice. "Ninguno de ellos piensa que siendo mecánico o teniendo un comercio pueda llegar a pagarse unas vacaciones; entonces va directamente por el camino ilegal". Las redes sociales ocupan un lugar muy destacado en estas jóvenes generaciones del crimen organizado, que Saviano denomina "Camorra 2.0": no tienen miedo a la Policía y se retratan con sus símbolos tatuados para "demostrar que son parte del clan". Para estos jóvenes, en una zona donde trabajar es "un privilegio", el mundo está dividido "entre los que joden y los que están jodidos", algo que ocuree en muchas otras ciudades europeas: "Ser joven en Europa es una desventura hoy en día".

De hecho, Saviano va más lejos aún y compara esa situación con la de los jóvenes que se convierten en terroristas. "No se está entendiendo que estos jóvenes tienen menos que ver con el yihadismo que con el narcotráfico, porque son todos ex camellos". "¿Por qué un chaval de 20 años es capaz de matarse, de hacerse explotar? Desde que son muy pequeños se relacionan con este entorno y el poder morir en nombre de algo les da un sentido de pertenencia", dice el escritor, que tras 11 años viviendo bajo la amenaza de muerte y con escolta constante admite que siente "ganas de venganza" ante la imposibilidad de retomar una existencia normal. "Para ello tendría que desaparecer. Pero sigo escribiendo y polemizando, así que nunca me quitarán la diana...".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios