Cultura

Manzanares, dos orejas, puerta grande en la plaza de Roquetas

  • Rivera Ordóñez y Cayetano pasean un trofeo. La corrida de Cuvillo, manejable

El diestro José María Manzanares salió ayer por la Puerta Grande en la plaza de toros de Roquetas de Mar, después de cortar cuatro orejas en el primer festejo de la feria, donde Rivera Ordóñez y Cayetano cortaron un trofeo cada uno, con media plaza en los tendidos.

Las dos primeras orejas se las cortó a un jabonero de Cuvillo, con el que Manzanares no consiguió acoplarse con el capote. Con la muleta el alicantino, bien colocado y midiendo las distancias, impuso su concepto del toreo.

Rivera Ordóñez se dobló bien con su oponente y a la altura del tercio, toreó con la mano derecha y logró alguna tanda de mérito. Cayetano cosechó una labor discontinua e irregular. Al natural dejó algún pase suelto, pero el trasteo en su conjunto no tuvo unidad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios