Cultura

Descubierta una antigua entrada a Tarifa, la que franqueó Sancho IV

  • Es localizada durante la restauración de las murallas de la localidad, en su zona este, y será puesta en valor Había referencias de su existencia, pero no con todas las certezas

El Ayuntamiento de Tarifa comunicó ayer el hallazgo, durante las obras de restauración de las murallas de la localidad, del Postigo de Santiago, antigua entrada a la ciudad, conocida por haber sido el lugar de paso para las tropas cristianas de Sancho IV El Bravo.

Su localización se ha producido en la zona este de la muralla medieval de Tarifa y ha sorprendido a los técnicos responsables de la restauración del monumento. Y es que, aunque contaban con documentación previa y ciertas referencias bibliográficas, no se tenía la certeza de su existencia. Ahora, y en esta altura de los trabajos de restauración, la Puerta de Santiago ha sido descubierta.

Con todo, Pedro Gurriarán, arquitecto director de las obras de rehabilitación, explicó que a la localización se llegó después de percibir una cavidad sospechosa en la muralla. Tras la retirada de los primeros cantos, la puerta apareció ante la mirada atenta de los operarios de Cyrespa S.L. y de los técnicos responsables de estas obras.

La antigua entrada fue descubierta públicamente ayer. El propio alcalde, Juan Andrés Gil, tuvo el honor de participar en la retirada de mampostería exterior, la que deja paso a un habitáculo interior a través del cuál se observa el dintel y todo el marco del postigo.

Pedro Gurriarán describió lo ocurrido como una de las gratas consecuencias que deparan este tipo de obras sobre el patrimonio. "No pretendíamos buscarlo porque no sabíamos si había desaparecido. Teníamos determinada información fotográfica y sabíamos que podía estar en esta zona pero no era el objetivo directo de la intervención", señaló.

Gurriarán considera que es "probablemente la puerta medieval original porque "está entera aunque con los extremos tapiados". Además, "está integrada en la fábrica, sólo pierde sus extremos porque cuando lo ciegan lo deforman". Así, el objetivo de los restauradores es conseguir recuperar la forma original.

El alcalde, por su parte, anunció que la intención es abrirla al paso de los ciudadanos, como nexo de unión entre el barrio de Jesús y el paseo hacia la Caleta por el conjunto amurallado.

Gil apuntó sobre el fenómeno del turismo cultural, que en Tarifa está en auge: "Nos va ayudar a que nuestro patrimonio nunca más caiga en descuido".

El regidor no ocultó su emoción por el hallazgo. "Nos gustaría que se tomara como referencia, como inicio de una etapa de oro para el patrimonio histórico de Tarifa. Ya estamos soñando en el momento de poderla ofrecer como elemento atractivo añadido y dentro del recorrido que, tras la restauración, se podrá hacer por todo el adarve".

Gurriarán resaltó su satisfacción profesional y humana. "Sobrepasa lo profesional para entrar en el nivel de lo emocional", detalló. Precisamente hoy, en la Casa de la Cultura, el experto hablará sobre los últimos resultados de los trabajos en el Castillo, sobre las obras de la Torre del Miramar y sobre las de la muralla.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios