EUROPA SUR En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Golpe al narcotráfico

Desarticulado el clan de los Norberto en Barbate

  • Prisión para nueve miembros de esta familia por vender droga al por menor en la localidad

La Guardia Civil ha dado por desarticulado el clan de los Norberto, una familia de Barbate que se dedicaba al "trapicheo" de drogas, especialmente el cóctel de heroína y cocaína conocido como 'rebujito', en viviendas y en varios kioscos de la localidad.

Tras el periodo de investigaciones, los agentes emprendieron la operación Carrero el pasado 26 de febrero con el despliegue de 200 agentes.

Desde entonces y hasta ahora han sido detenidos diez miembros de la familia, y todos ellos han ingresado en prisión por orden del juez, salvo uno de los hijos del líder, que ha quedado en libertad con cargos a la espera de la celebración del juicio, según ha informado este viernes la Guardia Civil.

Los agentes han registrado once domicilios, dos garajes y tres kioscos de periódicos y chucherías donde los Norberto vendían droga y tabaco de contrabando dando servicio a sus clientes, de la localidad y de pueblos vecinos, las 24 horas del día, según la Guardia Civil.

En los 16 registros practicados los guardias civiles encontraron gran cantidad de dinero en efectivo, cercano a los 90.000 euros, así como decenas de dosis de heroína, cocaína y 'rebujito', más de 13 kilos de polen de hachís, varios kilos de marihuana, 3.770 cajetillas de tabaco de contrabando, 22 vehículos y una embarcación.

La Guardia Civil también les ha incautado tres pistolas de calibre 9 milímetros municionadas y una pistola detonadora que había sido modificada para disparar munición del mismo calibre, además de una buena cantidad de munición para estas armas.

La operación se inició cuando la Guardia Civil de Barbate vio cómo una gran cantidad de consumidores de estupefacientes acudían a un domicilio de la zona de la barriada del Pinar y a otras viviendas y kioscos de la localidad cercanos a un Instituto de Educación Secundaria.

Los investigadores comprobaron que los vendedores aumentaban la cantidad de heroína en la mezcla con cocaína para aumentar la capacidad de adicción de la mezcla y poder así aumentar las ventas. Además el clan facilitaba la compra aceptando como pago de las dosis objetos robados.

Tras obtener todas las evidencias sobre los delitos investigados, los roles que cada miembro del clan realizaba, domicilios utilizados y vehículos que se empleaban, los agentes solicitaron de la titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Barbate los correspondientes mandamientos judiciales de entrada y registro para llevar a cabo la operación Carrero.

Los diez miembros del clan detenidos, incluido su líder, están investigados por delitos de tráfico de drogas, tenencia ilícita de armas, contrabando de tabaco, receptación y pertenencia a organización criminal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios