Provincia de Cádiz

Comerciantes de Conil donaron cascos a la Guardia Civil para que pueda patrullar

  • Interior reparó cinco motos para ser utilizadas en la localidad, pero los cascos corrieron a cargo de los empresarios dentro de un plan de Turismo Seguro

Acto de entrega de los cascos a los agentes por parte de la asociación de comerciantes. Acto de entrega de los cascos a los agentes por parte de la asociación de comerciantes.

Acto de entrega de los cascos a los agentes por parte de la asociación de comerciantes.

Comentarios 8

Un grupo de empresarios de Conil han costeado la compra de una docena de cascos “con el objeto de que la Guardia Civil pueda establecer turnos de patrulla en el casco urbano de la localidad, con 5 motos, las cuales han sido arregladas con presupuesto del Ministerio del Interior, pero no alcanzaba para la compra de 12 cascos, por lo que se nos solicitó nuestra colaboración”.

Este hecho, dado a conocer por el sindicato de la Benemértica AUGC, se produce, según estos empresarios, "tras las diversas peticiones que desde la Asociación de Empresarios de Conil se han hecho año tras año al Subdelegación del Gobierno de Cádiz, solicitando más efectivos de la Guardia Civil en el municipio para los meses de Julio y Agosto, ante la masiva afluencia de turistas durante este periodo, y viendo que no se obtiene ningún tipo de resultados".

En conversaciones posteriores con el capitán de Zona, Carlos Asenso, "nos propuso a la Asociación la posibilidad de poder ampliar los servicios, para aumentar la presencia de éste cuerpo en el pueblo, a través de la colaboración de AE Conil, con la adquisición de los doce cascos necesarios para que más efectivos pudiesen utilizar las motos existentes”.

Fuentes de la Guardia Civil han afirmado que este acuerdo con los empresarios, como un modo de colaboración, formaban parte de un proyecto de Turismo Seguro en la costa y que se estaba experimentando esta temporada en Conil. 

Este tipo de donaciones no son tan raras entre los municipios y la Guardia Civil y tienen que ver con la colaboración de las distintas comandancias con la sociedad. En este caso, tras una reunión con el subdelegado de Gobierno, José Pacheco, el pasado mes de abril, los comerciantes de Conil aceptaron esta fórmula para agilizar aún más los trámites y que así pudieran estar listos los agentes para realizar las patrullas.

Pese a ello, los cascos no podrán utilizarse hasta que no se haya completado el protocolo y la Guardia Civil acepte esta donación, algo que aún no se ha producido. La noticia ha traído cierto malestar en Interior, ya que se entiende que una colaboración de buena voluntad se ha malinterpretado por este sindicato de la Guardia Civil.

Sin embargo, la AUGC se ha mostrado sumamente crítica con este acuerdo: "La chapuza y la precariedad siguen instaladas en una Guardia Civil que, como si te tratase de una institución cuya eficacia dependiese de la buena voluntad de la sociedad, ahora fía la prestación de sus servicios a la generosidad de terceros", dice en un comunicado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios