Servicios

Aesba reclama flexibilidad a los prácticos del Puerto para no aplicar recargos a las maniobras

  • La asociación empresarial detecta la aplicación sistemática y rigurosa de las penalizaciones desde septiembre

  • "Supone un riesgo para asustar a los barcos. No son trenes suizos, puede haber retrasos", apunta Manuel Piedra 

Un bote de practicaje de la Corporación de Prácticos de Algeciras. Un bote de practicaje de la Corporación de Prácticos de Algeciras.

Un bote de practicaje de la Corporación de Prácticos de Algeciras.

La Asociación de Empresas de Servicios de la Bahía de Algeciras (Aesba) ha solicitado públicamente a la Corporación de Prácticos del Puerto de Algeciras que flexibilice la aplicación de los recargos a las tasas del servicio de practicaje en los atraques de los buques que llegan a los muelles de la ciudad.

Los prácticos se encargan de asistir a los capitanes de los barcos en las maniobras de llegada y atraque en el puerto con un servicio que es prestado únicamente por esta entidad en Algeciras. "Desde mediados de agosto hemos observado que los recargos previstos en las tasas, y que habitualmente no se aplicaban, han comenzado a ser cargados sistemáticamente en las facturas tras un cambio del sistema informático de facturación", ha asegurado Manuel Piedra, presidente de Aesba.

La práctica totalidad de los buques que hacen escala en el Puerto de Algeciras requieren de practicaje, salvo los ferris. El servicio tiene unas tasas en función del arqueo bruto del buque (un parámetro relativamente relacionado con las dimensiones del buque) y unos recargos en caso de retraso en la llegada al puerto, por exceso de tiempo en las maniobras superior a los 90 minutos y por falta de aviso de retraso con tiempo inferior a las cuatro horas. 

"Los barcos trabajan con tiempos estimados. No son trenes suizos. Dependen de infinitos factores como la meteorología, estado de la mar y otros retrasos acumulados", apunta Piedra. El recargo por retraso en la llegada va del 10 al 30% (aplicado a la tasa en función del arqueo). "Pero el recargo por superar los 90 minutos es fijo, de 800 euros. Se ha dado el caso de un buque pequeño que tenía que pagar 400 euros de tasas de atraque y ha acabado con una factura de 1.400 euros. Algo inaudito para un servicio portuario más. Los prácticos no dejan de ser un proveedor más", asevera el presidente de Aesba. 

Según Piedra, estos recargos, totalmente legales y previstos en las condiciones del servicio, tienen como razón de ser penalizar a los buques o armadores reincidentes. "Pero ahora son sistemáticos. Lo cual supone un riesgo de asustar a parte del tráfico del Puerto. Les pedimos flexibilidad", ha apuntado el presidente de Aesba. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios