Desvío de fondos

La Policía atribuye a un administrador de fincas de La Línea una estafa de 600.000 euros

  • Fue detenido en marzo de 2019 por quedarse con 120.000 euros y la Policía Nacional ha descubierto más fraudes

Una urbanización de La Alcaidesa Una urbanización de La Alcaidesa

Una urbanización de La Alcaidesa / Erasmo Fenoy

La Policía Nacional ha continuado con la investigación realizada durante dos años al expresidente del Colegio de Administradores de Fincas de Málaga, Fernando Pastor, acusado de desviar dinero de una comunidad de propietarios de La Línea hacia sus cuentas bancarias. Fue detenido en marzo de 2019 como supuesto autor de los delitos de apropiación indebida y administración desleal. La cantidad se estimaba en 120.000 euros, pero tras analizar y comprobar la documentación intervenida, los investigadores han determinado que la cantidad total administrada fraudulentamente asciende a más de 600.000 euros y le añaden un presunto delito de falsedad documental.

El ex presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Málaga fue detenido en marzo de 2019 tras una investigación que determinó que en su calidad de administrador de una urbanización en La Alcaidesa, habría desviado el dinero de una comunidad de propietarios hacia sus cuentas bancarias e incluso cobrado cheques al portador para pagar sus deudas y gastos personales.

La investigación se inició en junio de 2018, cuando el presidente de una comunidad de propietarios denunció que en la cuenta bancaria aparecían reflejadas multitud de transferencias con elevadas sumas de dinero a la cuenta personal de la persona encargada de la administración de la comunidad.

Las transferencias realizadas por el administrador sin autorización alguna, además del cobro de un cheque bancario al portador, llegaron a acumular una deuda total con la comunidad de casi 120.000 euros.

Las primeras pesquisas realizadas por los investigadores permitieron descubrir que el administrador de fincas hacía un uso irregular de varias de las cuentas bancarias que administraba, disponiendo del dinero de los propietarios a su libre discreción y además realizó transferencias a su cuenta personal con fines privativos para hacer frente a las deudas personales que tenía contraídas.

En los registros fueron intervenidos más de 6.000 euros en efectivo, un vehículo a nombre de la empresa, diversos dispositivos electrónicos, así como una gran cantidad de documentación relacionada con las comunidades de propietarios administradas por el presunto autor de los hechos. Toda esa documentación ha sido analizada para determinar si podrían haberse cometido otros hechos similares a los denunciados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios