La linea

El PSOE denuncia que una empresa quiere comprar la deuda municipal

  • El débito se refiere al dinero que están pendientes de cobrar los proveedores. La compañía es Dalport, famosa por adquirir acciones del Valencia Club de Fútbol

Comentarios 9

El PSOE denunció ayer que el equipo de gobierno ha tenido varias reuniones con representantes de la empresa Dalport S.A., que recientemente ha adquirido el 51% del Valencia Club de Fútbol. El objetivo sería que la compañía se hiciera cargo de la deuda que el Ayuntamiento tiene contraída con los proveedores, que ronda los 100 millones de euros.

La secretaria general del PSOE, Gemma Araujo, y el vicesecretario, Enrique Claver, mostraron su preocupación por esta noticia y aseguraron que esos encuentros se han producido.

Los socialistas explicaron que la empresa adquiriría el 100% de la deuda municipal con los proveedores a los cuales les abonaría un porcentaje menor del total de lo que se les adeuda, a aquellos que acepten estos términos. Dalport ganaría la diferencia, pues el Ayuntamiento tendría que pagarle toda la deuda, más los intereses de demora.

El PSOE cree que son muchos los proveedores que podrían aceptar cobrar, aunque pierdan un porcentaje, ante la imperiosa necesidad de dinero líquido a raíz de la crisis económica.

Araujo calificó la operación de "escandalosa" y mostró sus recelos puesto que la empresa Dalpor S. A. tiene su sede fiscal en Montevideo, capital de Uruguay, mientras que su sede en España está situada en un chalé en Boadilla del Monte, en Madrid. La secretaria de los socialistas informó de que la empresa no aparece en el Registro Mercantil, ni se sabe quiénes son sus propietarios, ni a qué se dedica, ni si es solvente. Además, indicó que carece de página web. Europa Sur comprobó que existe el enlace http://inversionesdalport.com pero en la página no aparecen datos sobre la misma, sólo un correo electrónico a modo de contacto.

A Gemma Araujo le parece "peligroso" que toda la deuda municipal "quede en manos de una empresa privada" y no entiende por qué no se facilita a los proveedores que cobren sus deudas a través del Instituto Oficial de Crédito (ICO), que es la fórmula establecida por el Gobierno. La socialista indicó que ha recibido quejas de empresarios a los que el equipo de gobierno "sigue poniendo trabas para que puedan acogerse a esta fórmula que es legal".

El PSOE no entiende qué beneficios va a sacar la ciudad si finalmente se cierra un acuerdo con Dalport.

A preguntas de este diario, Gemma Araujo, declaró que desconocía si entraba en juego algún tipo de contraprestación en este negocio y añadió que la legalidad del mismo "nos plantea serias dudas".

El PSOE reclama al alcalde, Juan Carlos Juárez, que "explique los contactos que ha tenido con Dalport y nos informe sobre las negociaciones. Además, queremos que nos diga cuáles son sus objetivos". "Exigimos total transparencia porque esto supondría la dependencia económica total de un tercero", declaró la secretaria general de los socialistas, que añadió que es un operación "preocupante y extraña".

Este medio se puso en contacto con el alcalde que no quiso hacer declaraciones al respecto, aunque sí apunto que la denuncia es "una estupidez más" de los socialistas.

100

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios