Fútbol | Tercera división

El árbitro del Ceuta-Xerez DFC denuncia insultos y amenazas

  • Paradas Mazuela refleja en el acta que hubo invasión de campo y que un grupo de aficionados y directivos locales les intimidaron

El árbitro del Ceuta-Xerez DFC, juntos a los capitanes y sus asistentes. El árbitro del Ceuta-Xerez DFC, juntos a los capitanes y sus asistentes.

El árbitro del Ceuta-Xerez DFC, juntos a los capitanes y sus asistentes. / XDFC

Nueva polémica arbitral en el grupo X de Tercera división, en el que milita la UD Los Barrios. Guillermo Paradas Mazuelacolegiado malagueño que dirigió el Ceuta-Xerez DFC que terminó con triunfo azulino por 0-1 y con tres jugadores caballas expulsados, tuvo que ser escoltado por la Policía Nacional para abandonar el Alfonso Murube. Denuncia insultos y amenazas por parte de aficionados y directivos locales y redactó un acta, que no firman los delegados porque la completó en su domicilio, que acarreará graves consecuencias a la entidad blanca.

Paradas, en el apartado de público destalla: "Al finalizar el partido, un grupo de 30 personas aproximadamente del AD Ceuta FC saltó al terreno de juego, rodeándome, y dirigiéndose en los siguientes términos al equipos arbitral: "te vamos a matar, la federación en la que estás es corrupta, sois unos corruptos", siendo identificados todos ellos como aficionados y directivos del AD Ceuta FC, impidiendo mi entrada al túnel de vestuarios".

Además, añade: "Tanto el equipo arbitral como el Xerez Deportivo FC estuvimos en el terreno de juego aproximadamente 6 minutos, en los cuales gracias a la labor de la Policía Nacional y el delegado de campo pudimos acceder finalmente a vestuarios. Mientras me acercaba al túnel de vestuarios me comunica mi asistente número dos, que desde la grada, donde se encontraban aproximadamente unos 50 aficionados del AD Ceuta FC, siendo identificados por los cánticos e indumentaria que portaban, lanzaron cubos de hielo, no llegando a impactar ninguno a nadie del equipo arbitral".

En el apartado de observaciones o ampliaciones a las anteriores, da más detalles de la situación vivida: "Una vez me encontraba en el vestuario, se personaron en él varios efectivos de la Policía Nacional, comunicándome que tenía que esperar en el recinto deportivo aproximadamente una hora para que ellos pudieran garantizar mi seguridad en el traslado del estadio al puerto marítimo. Tras este tiempo, salimos del vestuario hasta el furgón de la Policía Nacional, siendo en todo momento escoltados por ellos mientras directivos del AC Ceuta FC se dirigían al equipo arbitral en tono amenazante: "os vamos a matar, hijos de puta, perros, sois unos hijos de puta".

José Juan Romero, técnico del Ceuta, también fue expulsado al término del encuentro y no sale bien parado. Se expone a un duro castigo: "En el final del partido el entrenador Romero Gi, José Juan fue expulsado por el siguiente motivo: A la finalización del encuentro y mientras me encontraba en el terreno de juego, se acercó a mi en los siguientes términos: "Eres un hijo de puta, hoy no vas a dormir tranquilo, eres el peor árbitro que me ha pitado en la categoría. Ojalá te retires por que le harías un gran favor al colectivo arbitral. Estoy seguro que esta noche no vas a dormir tranquilo." Estos términos me los decía con las manos en alto y a viva voz, llegándome a sentir intimidado debido a la cercanía del mismo. Una vez me encontraba en el túnel de vestuarios y antes de acceder a mi vestuario seguía gritando a viva voz: "eres malísimo, te has cargado el partido, a ver cómo sales de aquí hoy".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios