Algeciras CF Yago Pérez y Trapero se despiden con agradecimiento del algecirismo

  • El centrocampista vuelve a su tierra para enrolarse en el Alondras y el central busca equipo

  • Los dos vigueses se deshacen en elogios hacia afición, club y ciudad

Yago Pérez, delante de Salva Ballesta, en un partido del Algeciras.

Yago Pérez, delante de Salva Ballesta, en un partido del Algeciras. / Erasmo Fenoy

Yago Pérez y Alberto Trapero, que formaron parte de la plantilla del Algeciras CF 20-21, se han despedido del algecirismo con palabras de cariño y agradecimiento. Yago vuelve a su tierra para enrolarse en el Alondras CF Alondras CF de Cangas del Morrazo. El joven Trapero está a la búsqueda todavía de un nuevo destino.

Dos marchas anunciadas que se consuman en el Nuevo Mirador. El vigués Yago Pérez se marcha tras una temporada y media en la que ha dejado huella. El centrocampista, clave desde su llegada antes de la pandemia, no tuvo suerte con las lesiones el pasado curso.

"Muchas gracias por este año y medio inolvidable, Algeciras, algeciristas, algecireños. Os llevaré siempre en mi corazón. Lo que he disfrutado tanto en el club como en la ciudad y lo querido que me he sentido todo este tiempo no tiene precio", expresa el futbolista.

"En Galicia y en Vigo tenéis un seguidor más para siempre y nos veremos por esa maravillosa ciudad seguro e incluso si puedo, también en ese maravilloso estadio. Muchísimas gracias por todo", se despide el gallego.

Alberto Trapero es otro gallego y vigués que se ha enamorado del algecirismo para siempre. El joven central llegó la pasada andadura en invierno. Dispuso de pocos minutos pero su implicación diaria le hicieron muy querido por sus compañeros.

"Queridos algeciristas, hoy me toca despedirme de vosotros. Ha sido una aventura corta pero intensa. Puedo decir que en Algeciras he vivido los momentos más increíbles de mi vida deportiva", confiesa.

"Nunca me voy a olvidar de lo vivido en ese vestuario. Gracias de corazón a este equipo (cuerpo técnico, jugadores, fisios, delegado, utilero) por hacerme sentir en casa estando a 1.000 kilómetros de ella y ser feliz con ellos. Son inolvidables para mí. También agradecer a la afición por tener a una ciudad entera a nuestro lado todas las semanas, pero sobre todo en aquella final en el Francisco de la Hera de Almendralejo", agradece.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios