UCAM - Algeciras CF | El rival El UCAM, con un caso Covid y algunas bajas, busca el primer puesto

  • Los universitarios, sin Tropi, Adri León y el enfermo por coronavirus, tienen entre algodones a Biel Ribas y Chacartegui

Un entrenamiento del UCAM.

Un entrenamiento del UCAM. / UCAM

El UCAM CF se juega ante el Algeciras CF su última posibilidad para acabar como campeón de campeones del grupo IV de la Segunda B. Los universitarios, con el billete para el playoff de ascenso a Segunda ya garantizado, quieren dar caza al Linares -que recibe al Sanluqueño- para afrontar las eliminatorias con la ventaja que da acabar primero.

El UCAM comparece con algunas bajas por lesión y con la de un futbolista que ha dado positivo esta semana en las pruebas Covid de la plantilla. El club y el jugador no han desvelado la identidad del afectado. Lo que la entidad sí aseguró es que el contagiado está aislado, asintomático y no ha mantenido contacto estrecho con sus compañeros en los últimos días, por lo que el partido no corría riesgo de aplazamiento.

Llega el UCAM con varias complicaciones en su plantilla. A las ya conocidas bajas de Carlos Tropi y Adri León, y el positivo por coronavirus, se suma la más que probable caída del once del portero Biel Ribas, que sigue arrastrando durante varias semanas molestias en una rodilla y su puesto lo ocupará Unai Agirre. Salmerón dio a entender que descansará en la última jornada. "Está trabajando a un nivel más bajo. Intentaremos que esté en las mejores condiciones para afrontar los partidos que tenemos", declaraba sobre su estado. Además, Chacartegui también será duda.

El UCAM no depende de sí mismo. Con la derrota ante el San Fernando la jornada pasada, los murcianos cedieron el primer puesto al Linares, que está completando una segunda fase asombrosa y aún no ha perdido en los cinco encuentros disputados hasta la fecha. Los intereses de los universitarios están en manos de los linarenses, que juegan el último partido de la fase ante el Atlético Sanluqueño, último clasificado y que ya no tiene nada que ganar ni que perder.

Salmerón señaló en la previa que a sus jugadores no les ha afectado el revés en San Fernando y espera a un Algeciras correoso como el que les empató en el Nuevo Mirador: "Un muy buen equipo, un conjunto que no tiene grandes individualidades aunque tiene jugadores que pueden hacerte mucho daño. Un rival que compite bien, que ha hecho una primera fase extraordinaria y ha estado por encima de grandes clubes, y que puede ganar a cualquiera", manifiesta.

El técnico confía en que sus pupilos igualen las ganas de un rival que se juega el todo por el todo por el playoff: "El Algeciras viene con la necesidad y a veces la necesidad te da ese punto de intensidad. Nosotros vamos a intentar controlar esa situación y ganar el partido, pero sabemos que la dificultad es grande", sentenció.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios