fútbol liga santander

Keylor y su eterna amenaza

  • El costarricense espera el desenlace de su futuro, un año más, entre los rumores acerca de la llegada de Courtois

  • De Gea y Kepa, episodios pasados

Keylor y su eterna amenaza Keylor y su eterna amenaza

Keylor y su eterna amenaza

Pasan los años y hay una cosa que no cambia: el interés del Real Madrid por buscar alternativas para el portero costarricense Keylor Navas.

Fue una de las estrellas del Mundial de Brasil y el club blanco lo contrató hace cuatro años por 10 millones de euros procedente del Levante. En perspectiva, pocos fichajes han resultado tan rentables para el Real Madrid, que ganó tres Ligas de Campeones y una Liga española con el costarricense como titular.

Sin embargo, su vida en Madrid ha sido de todo menos tranquila en este tiempo. El primer año tuvo que pelear con una leyenda como Iker Casillas y después se consolidó en la titularidad, aunque siempre con sobresaltos. Pero ningún día fue tan excéntrico como aquel 31 de agosto de 2015, en uno de los momentos más insólitos que dio el fútbol contemporáneo.

Fue entonces cuando el Real Madrid intentó cerrar el fichaje del español David de Gea. Lo tenía ya todo pactado y sólo quedaba por recibir el fax de confirmación del Manchester United. Éste llegó segundos después de la medianoche... con el plazo para inscribir jugadores recién expirado.

Parte del acuerdo incluía a Navas de camino a Old Trafford. Y el costarricense se enteró de los sucesos montado en un avión esperando para despegar hacia Manchester. Muy a su pesar. Pero como todo quedó abortado, se quedó en el Real Madrid y conquistó la gloria.

Pero un año más, le vuelven a mover la silla. A pesar de haber ganado su tercera Champions consecutiva y de cumplir otro buen Mundial, el Real Madrid le busca sustituto. Dicen que nunca acabó de convencer a Florentino Pérez, el presidente blanco.

Ya no está el técnico francés Zinedine Zidane, el hombre que en enero desbarató la contratación del arquero español Kepa precisamente para reforzar su apuesta decidida por Navas, un jugador que por otra parte es enormemente querido en el vestuario del equipo por su discreción, buen carácter y enorme capacidad de trabajo.

Todos lo sitúan como un gran ejemplo pero, con la salida de Zidane, el club madrileño se lanzó al mercado y ayer presentó al joven portero ucraniano Andriy Lunin, que de momento es una apuesta de futuro. De hecho, fue presentado sin dorsal.

Este detalle reforzó la idea de quienes aseguran que el Real Madrid está próximo a contratar al belga Thibout Courtois, una de las estrellas del último Mundial.

De 26 años, el belga pretende abandonar el Chelsea para vivir junto a su familia y sus hijas en Madrid. Le queda un año de contrato, por lo que el club inglés sólo podría ingresar dinero con una venta en los próximos días.

El Real Madrid pretende cerrar la operación por una cifra alrededor de los 30 millones de euros y su llegada obligaría a reestructurar el actual plantel de porteros. ¿Con Navas? Nadie lo sabe.

Por lo pronto, el costarricense publicó la pasada semana en su cuenta de Instagram un vídeo en el que aparecía celebrando las últimas tres Ligas de Campeones conquistadas junto al Real Madrid. Un detalle que sonó a reivindicación ante los insistentes rumores sobre la llegada de Courtois.

"En todos los equipos en los que he estado lo he dado todo. Pero tres años en el Madrid a uno le crean ese sentimiento [...]. El Madrid me ha dado una felicidad increíble en mi vida, por eso es imposible no sentir esa camiseta que me trajo tantas cosas buenas", declaró hace un año tras la conquista de la Liga de Campeones en Cardiff.

Sin embargo, la prensa comenzó ya a deslizar rumores sobre posibles destinos del costarricense si abandona el Real Madrid, con equipos como Milan, Roma o el propio Chelsea. Keylor no quiere salir, pero está claro que desde el club blanco hace tiempo que le buscan nuevo hogar. Una historia que suena a ya repetida. ¿Funcionará el fax esta vez?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios