Fútbol

Eto'o recibe una demanda de patenidad por parte de una joven de 18 años

  • La joven habría nacido fruto de una relación del jugador camerunés con su madre, una mujer caboverdiana, que empezó en el año 1997 cuando jugaba en el Leganés

Samuel Eto'o Samuel Eto'o

Samuel Eto'o / M.G.

El letrado sevillano Fernando Osuna, abogado de la joven de 18 años que ha presentado una demanda de paternidad contra el futbolista camerunés Samuel Eto’o, pedirá que se realice una prueba de ADN voluntaria al propio jugador, y en el caso de que se niegue a sus hermanos, entre otras personas.

En conferencia de prensa, Osuna se ha referido a la demanda admitida por el juzgado de primera instancia número 83 de Madrid, que se sostiene "con pruebas muy convincentes, que son la base de la demanda, y que han sido la clave para que sea admitida por el juez".

El letrado pedirá formalmente que el jugador se someta a pruebas biológicas voluntarias para que estas sean aportadas por él mismo en el proceso, "y si se niega pasará como con el proceso que estamos llevando a cabo contra Julio Iglesias, que incluso lo pondrá más fácil".

Ha concretado que la petición de ADN la quiere extender a los cuatro hermanos del futbolista, "y a uno de sus hijos reconocidos en el caso de que sean mayores de edad", entre otras personas.

Tras la presentación de la demanda, ha indicado que no tiene contacto aún con los abogados del camerunés, de la misma forma que su defendida no tiene contacto con su padre, "a pesar de los intentos que ha hecho para conseguirlo".

Concretamente, "se ha dirigido a clubes en los que ha jugado, a amigos comunes, pero sin éxito, incluso lo ha intentado con Roberto Carlos, que jugó con él y son muy amigos, pero no ha sido posible".

La joven, ha dicho, reclama que se reconozca la paternidad oficialmente "y que se haga cargo de una manutención que nunca ha atendido, y que sabemos que sí le pasa a sus otros seis hijos reconocidos".

La madre de la joven, Adileusa Do Rosario Neves, una mujer de raza negra de origen caboverdiano, y el futbolista se conocieron, según se recoge en la demanda, en una discoteca de Madrid en 1997, cuando el jugador militaba en el CD Leganés, tras presentarles un amigo común que trabajaba en una discoteca.

Fruto de la relación, señala la misma demanda, en 1998 la mujer descubrió que estaba embarazada, lo que le comunicó, y entonces "le dijo que actuaría de forma responsable respecto al hijo común, aunque prefería que no tuviera al niño.

Añade además que "durante el embarazo intentó comunicar con el futuro padre, pero este no contestó a sus llamadas telefónicas ni a sus correos", para indicar que le avisó mediante un mensaje telefónica de que iba a dar a luz, sin obtener respuesta por su parte.

La niña nació en 1999 en el hospital de la Fundación Alarcón de Madrid, cuando el futbolista militaba en el RCD Espanyol, y a la demanda se ha añadido el certificado de nacimiento, en el que se refleja el nombre del jugador. Osuna ha señalado que la joven cuenta con pruebas biológicas que avalan su testimonio, lo que ha hecho que el juez admita la demanda.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios