Balonmano | Mundial femenino La España de Jénnifer Gutiérrez, a por el pleno en la fase de grupos

  • Las Guerreras, con la algecireña al frente, se miden este viernes (7:00) a Montenegro

El equipo nacional femenino celebra su clasificación para la segunda fase, ya garantizada El equipo nacional femenino celebra su clasificación para la segunda fase, ya garantizada

El equipo nacional femenino celebra su clasificación para la segunda fase, ya garantizada / RFEBM

La selección española femenina de balonmano, de la que forma parte la algecireña Jénnifer Gutiérrez, buscan este viernes, a partir de las 07:00 h. en directo por Teledeporte, el pleno de partidos ganados en la Preliminary Round para, así, dar un importante paso hacia las semifinales del Campeonato del Mundo de Japón 2019. Y para ello, el conjunto de Carlos Viver necesita ganar a Montenegro, lo que le permitiría acceder a la Main Round con cuatro puntos, el máximo posible. El triunfo acercaría al combinado nacional al Preolímpico.

Un objetivo que, sin embargo, no se antoja nada fácil para el equipo español ante el nivel mostrado hasta el momento por las balcánicas que, al igual que las Guerreras, llegan invictas a la última jornada. Lideradas por la veterana Jovanka Radicevic y su compañera en el Buducnost, Majda Mehmedovic, el potente equipo de Per Johansson aglutina en sus filas jugadoras que militan en las grandes ligas de Europa: Itana Grbić, Ivona Pavicevic y Marta Batinovic en Rumanía; o Jelena Despotovic en Hungría. Además, cabe destacar un nombre, el de Djurdjina Jaukovic, la última gran joya de la inagotable cantera montenegrina que resultaría la máxima anotadora y MVP del Campeonato de Europa de España 2015 en categoría Junior Femenina, celebrado en Valencia.

El conjunto balcánico se ha mostrado implacable en sus compromisos en el Campeonato del Mundo de Japón 2019: victoria ante Senegal (29:25) en su debut, vendaval frente a Kazajistán (21:30) en la segunda jornada, y un serio aviso a las españolas al doblegar por la mínima a Hungría (24:25) y Rumanía (27:26). Resultados ajustados que reflejan la competitividad de este equipo en momentos de apuro.

La historia, sin embargo, favorece claramente los intereses españoles con 10 partidos ganados sobre un total de 13 compromisos disputados, el último de ellos en los Juegos del Mediterráneo del pasado año. La última victoria montenegrina, por su parte, data del Campeonato de Europa de 2012. Cabe destacar, además, dos precedentes clave en el histórico de ambos conjuntos: los cuartos de final de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 y las semifinales del Campeonato de Europa de Hungría y Croacia 2014. Ambos con un denominador común: Silvia Navarro y su poderío bajo palos para frenar a las lanzadoras balcánicas.

Montenegro ha mostrado credenciales de equipo con derecho a soñar en grande en territorio nipón, por lo que el equipo español va a tener que exhibir su mejor nival en todas las facetas del juego, ya que si las balcánicas se han mostrado especialmente inaccesibles en defensa, no menos sólidas se han desempeñado en ataque. Es decir, en este sentido cobra relevancia la solidez defensiva que ha mostrado el bloque español desde el arranque del torneo.  

Este jueves, aprovechando el día de descanso en Kumamoto, el combinado español ha disfrutado de una sesión matutina de gimnasio libre para las jugadoras, y por la tarde ha completado el entrenamiento sin ninguna incidencia, por lo que Carlos Viver dispone de todas sus jugadoras de cara al choque con Montenegro.

Viver: "Son dos puntos muy importantes los que están en juego"

Carlos Viver ha asegurado en la previa del partido: "Es muy importante por los dos puntos en juego; Montenegro es un equipo que ha hecho las cosas muy bien, muy duro, muy compacto porque muchas de ellas trabajan en el mismo club y están disputando la Champions, y son jugadoras que van al límite. El grupo está preparado, saben de la dificultad del choque y de la oportunidad que supone para nosotros; mañana vamos a intentar reflejar todo el trabajo que venimos desarrollando”.

Almudena Rodríguez, una de las jugadoras destacadas en el último compromiso ante Kazajistán, afirma:  “Va a ser un partido muy duros, entre dos selecciones que no hemos perdido ningún punto; tenemos que salir muy concentradas desde el minuto uno, sabemos de la importancia de pasar con los máximos puntos posibles y no podemos desaprovecharla”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios