cómics

La reforma educativa de 1970

  • 'Benito Boniato, estudia Bachillerato' (1977), de Fresno's, retrata la vida de un adolescente a finales de los años 70 y principios de los 80: los piques en clase, las malas notas...

Benito Boniato, enfrascado en sus estudios. Benito Boniato, enfrascado en sus estudios.

Benito Boniato, enfrascado en sus estudios.

Comentarios 0

La Ley General de Educación y Financiamiento de la Reforma Educativa de 1970 estableció en España la enseñanza obligatoria hasta los 14 años, cursando la EGB. Tras esta primera fase de ocho cursos, el alumno accedía al BUP o a la recién creada FP.

Esta ley fue sustituida por la Logse en 1990, pero los 20 años que estuvo en vigor, que, además, comenzaron con el baby boom, contribuyeron a crear una gran cantera de lectores para la última serie de Editorial Bruguera, que incluyó un pareado en su título: Benito Boniato, estudia Bachillerato (1977-1983), de los hermanos Fresno.

Los hermanos Fresno pertenecen a la tercera generación de la Escuela Bruguera: Jaume Rovira, Miguel Francisco, Joan March, Jesús de Cos, Nicolás, Andreu Martín, Ramón Casanyes, Efepé, etc... que convivieron con las etapas de más éxito de Ibáñez y de Jan.

Con la llegada de la tercera generación, Bruguera redujo el número de reediciones de etapas anteriores. Casi todas las historietas eran de nuevo cuño y, además, la serie Benito Boniato, estudia Bachillerato era con la que más se identificaban los lectores de la época. Y, aunque las modas y los coloquialismos ya no sean los mismos, y en lugar de tocadiscos se usen reproductores de mp3, aún es un personaje cercano al público que puede seguir siendo atractivo.

Los Fresno comenzaron a trabajar en Bruguera en 1971, con 18 y 15 años. Benito Boniato comenzó a publicarse en 1976 y duró hasta 1983. Funcionó rápidamente, pasaron de dos páginas a cuatro, y luego a ocho.

La serie fue creada a cuatro manos por los hermanos Carlos (Soria, 1953) y Luis Fresno (Soria, 1956), que firman bajo el colectivo Fresno's. Al principio, hacían al alimón todo el trabajo, pero, con el tiempo, se lo dividieron. La influencia del belga Franquin se percibe en los excelentes dibujos. No tuvieron guionistas ni dibujantes apócrifos, y se nota.

La serie retrata la vida de un estudiante adolescente a finales de los 70 y principios de los 80: excursiones, piques en clase, sus malas notas, y las relaciones con las chicas (no demasiadas y siempre con poco éxito). Benito Boniato debutó en el Almanaque para 1977 de Sacarino, y continuó en las revistas Zipi y Zape Semanal y Súper Zipi y Zape.

El protagonista tiene problemas similares a los chicos de su edad, pero, a veces, su gran imaginación le traslada a otros mundos y otras épocas, y ahí es donde entran las tres aventuras largas publicadas por entregas en la revista Zipi y Zape: La saga de los Boniato (1981); Los juegos deportivos (1982) y Superhéroe del cómic (1982).

Las señas de identidad de Benito Boniato son el cabello rubio con tupé, orejas de soplillo y su característico jersey con camisa de cuello alto por debajo.

Sus dos mejores amigos (a quienes podemos ver en el instituto, pues son compañeros de clase), son Luis Mico, de rasgos simiescos, y Quintalón, siempre pensando en comer. Habría que añadir a Balarrásez, un chaval gorrón, sin olvidarnos de Cabezórrez, el empollón. Digno de mención es Amadeo, primo del pueblo, cuyas costumbres acarrean disgustos a Benito.Son frecuentes los rifirrafes con su padre, un laborioso oficinista que suele mostrarse severo con él, y a menudo le amenaza con retirarle la paga. Otro tanto puede decirse de su madre, que le suele mandar recados, pero el adolescente ha desarrollado gran habilidad para escabullirse. Tampoco faltan los roces con su hermano pequeño, Julito.

El personaje era tan popular que gozó de diez tomos de Colección Olé que recopilaban sus historietas, y que posteriormente fueron reunidos en dos volúmenes de Súper Humor.

Fresno's fueron también los creadores de series como Ornelo, ambientada en la Edad Media, y Paulino y Pernales, exportación de animales. Su último trabajo para Bruguera fue Astrosniks, sobre guiones de Jaume Ribera, basados en unos juguetes alemanes, de los que los Fresno realizaron cuatro álbumes. Todas estas obras se publicaron en la revista Zipi y Zape Semanal.

Tras la desaparición de Bruguera en junio de 1986, para reconvertirse en Ediciones B (Grupo Z), el equipo de hermanos fundó Quirón Ediciones, dedicada a la historia militar y el cómic. Los Fresno no produjeron historietas para Ediciones B.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios