Comarca

Una oficina única en toda España

  • La Administración General del Estado tiene una delegación específica para el Campo de Gibraltar · Es un organismo que facilita ciertos trámites y evita desplazamientos a Cádiz a los habitantes de la comarca

Comentarios 4

Hay muchos aspectos que le confieren a la comarca del Campo de Gibraltar su carácter diferente y especial, como su posición fronteriza o su cercanía con el peñón de Gibraltar. Pero, sin duda, el ejemplo más oficial de su singularidad es el hecho de que sea el único territorio español que cuenta con una oficina de coordinación de la Administración General del Estado (AGE).

Ya en el año 1997 la Junta de Andalucía fue consciente de estas características y creó una subdelegación en el Campo de Gibraltar con el objetivo de descentralizar y acercar la comunicación a los ciudadanos. Pocos años después, en el 2002, el Gobierno Central siguió sus pasos y confirmó la especialidad de la región al crear la oficina de coordinación, que depende de la subdelegación provincial de Cádiz, y que es única en su especie.

"Tanto la Administración General del Estado como la Administración Autonómica dieron relevancia a la comarca por su singularidad desde el punto de vista geográfico y estratégico, por la elevada distancia a la capital de provincia y el gran volumen de población", explica José Andrés Hoyo, coordinador de la oficina.

En el número 5 de la plaza Juan de Lima de Algeciras se encuentra el edificio que alberga toda la maquinaria que, aparte de facilitar el trabajo a la propia Administración, proporciona un alivio y ayuda a los campogibraltareños al evitar que tengan que desplazarse a la capital de la provincia para realizar una gran cantidad de trámites. La oficina actúa como una intermediaria y traslada el papeleo desde los ciudadanos a la Administración para que esta resuelva los asuntos, y luego los devuelve a sus respectivos dueños con una resolución.

Hoyo explica que "este organismo está adscrito al ministerio de la Presidencia. Contamos en total con unos 110 o 130 miembros de personal entre todos los servicios que prestamos. Desde aquí realizamos todas las acciones para las que tenemos competencia y nuestro objetivo es acercar la Administración central al ciudadano campogibraltareño". Se refiere a los servicios integrados, es decir, aquellos que gestiona el ministerio directamente a través de la oficina y que son de mucha utilidad para quien quiera ahorrarse un viaje a Cádiz. Uno de ellos es la ventanilla única. A través del Registro, el campogibraltareño puede gestionar todo tipo de documento que se dirija a cualquier Administración Pública.

"Otra de las actuaciones que llevamos a cabo de mucha utilidad es la de informar, sobre ofertas de empleo, información socio-laboral, servicios que prestan las administraciones públicas, o asesoramiento sobre legislación", comenta el coordinador.

"La oficina de tráfico, que depende de la de La Línea, junto con la de extranjería, son las que tienen una mayor incidencia, aunque tráfico depende del ministerio del Interior, es un servicio no integrado, de los que solo nos encargamos de coordinar. Actualmente, por los acontecimientos que se desarrollan, la sección de Derechos fundamentales también da mucho que hacer", explica Hoyo. Esta sección se encarga de garantizar el ejercicio de los derechos de reunión, manifestación y del sufragio activo en elecciones de ámbito nacional.

En la sección de inmigración y extranjería proporcionan información general y tramitación de expedientes para la concesión de autorizaciones a extranjeros de residencia y trabajo y también autorizaciones temporales de trabajo para estudiantes extranjeros.

"Sanidad, control, inspección, agricultura, pesca, transporte terrestre internacional, parte de la educación, industria y tráfico son otros de los servicios que dirigimos directamente", especifica Hoyo.

Y para controlar que todo vaya como la seda, quién mejor que los propios usuarios. La oficina tiene unos compromisos de calidad en cuanto a formas y tiempo de atención que, si no se cumplen, dan la posibilidad de enviar una carta al responsable, quien tendrá que contestar y comunicar qué medidas se han realizado para subsanar el error, una buena forma de participar en la vida pública.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios