Comarca

La localidad honra a los fallecidos en el Estrecho

  • Unas cuarenta personas participan en el homenaje y prenden una docena de antorchas, una por cada perecido este año

Nueva jornada de recuerdo para los que ya no están. El camposanto del Santo Cristo de las Ánimas volvió en la tarde de ayer a congregar a unas 300 personas que acudieron a escuchar la homilía cristiana que se llevó a cabo en la jornada de Fieles Difuntos y, a su término, unas 40 se sumaron al acto con el que se rinde memoria a los inmigrantes fallecidos en la travesía del Estrecho.

Tras el oficio religioso de las cinco de la tarde, unas cuarenta personas, entre ellas el alcalde tarifeño, Juan Andrés Gil, se desplazaron hasta la zona más al sur del cementerio donde hace algunos años se instaló un pequeño monolito en recuerdo de los inmigrantes clandestinos fallecidos en el Estrecho. Y es que en el camposanto tarifeño hay enterradas un total de 31 personas, entre ellas una bebé fallecidos cuando intentaban alcanzar la orilla de un nuevo futuro en las playas de Tarifa. Allí se leyeron versos del Corán, versos de Machado, textos cristianos y se prendieron fuego a doce antorchas que simbolizaban las doce víctimas que el mar del Estrecho se ha cobrado en lo que va de año. Tarifa recordó ayer a sus fallecidos y entre ellos a los muchos rostros sin nombre que perecieron a lo largo de las últimas dos décadas en la travesía del Estrecho.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios