Comarca

"Estamos en alerta sanitaria"

  • Centenares de personas desafían a la lluvia y marchan en Algeciras para reclamar mejoras en la sanidad pública

El chaparrón que cayó ayer a media tarde en Algeciras redujo la previsión de asistencia a la manifestación por la Sanidad Pública en el Campo de Gibraltar, pero no impidió que centenares de personas marcharan una vez más para reclamar mejoras, especialmente en un hospital Punta de Europa que consideraron en "alerta sanitaria".

La cita era en la Plaza de Andalucía a las 18:00, cuando más llovía. Tanto es así que los organizadores de la manifestación (la Plataforma de Afectados en Defensa de la Sanidad Pública en el Campo de Gibraltar y la Plataforma Campogibraltareña en Defensa de las Pensiones Pública) se plantearon durante unos minutos aplazarla a mejor fecha. Pero entonces se aplacó la lluvia y empezaron a aparecer ciudadanos, hasta el punto de que hubo que tirar para adelante.

Los organizadores solicitan a la Junta más personal y que acabe el Materno-Infantil Los manifestantes piden un gerente del Área Sanitaria "que luche por el Punta de Europa"

Las dos plataformas convocantes habían celebrado manifestaciones mucho más multitudinarias que la de ayer, pero no más reivindicativas.

La marcha salió de la Plaza de Andalucía, marchó por delante del antiguo edificio de Bomberos, por Ramón Puyol y Rafael Argelés hasta tomar la avenida de las Fueras Armadas y recorrer el centro hasta la Plaza Alta. Allí tomaron la palabra algunos de los organizadores, cada uno con una batería de reivindicaciones para el Punto Europa en el Día Mundial de la Salud. Los manifestantes se congratularon de la puesta en funcionamiento de la Unidad de Hemodinámica, del Punta de Europa. "Va a evitar muchas muertes", exclamaron, lo que lleva implícita una crítica: todos los años que no estaba no las ha evitado.

Los ciudadanos pidieron al Servicio Andaluz de Salud que ponga en marcha una Unidad del Ictus, de la que la comarca carece y que obliga a centenares de personas a trasladarse a Cádiz o Málaga. Solicitaron también mejoras en la Unidad de Oncología y en la limpieza del centro hospitalario. Faltan, explicaron, médicos, enfermeros y ayudantes técnicos sanitarios. Especialmente cruda se hace la falta de especialistas en Pediatría. Una madre tomó la palabra para explicar que a uno de sus hijos los atendía un médico de cabecera hasta que ella insistió en que los viera un pediatra, que cambió el diagnóstico. También habló de niños mezclados con mayores en las salas de espera y clamó por el arreglo de un ascensor "que lleva tres años sin funcionar por una pieza". El eje de la reclamación de esta y otras madres es de hace una década. Se trata de aquel Materno-Infantil del que nunca nadie más supo. En octubre de 2007, la consejera de Salud "anunció que las obras del nuevo hospital materno infantil comenzarían en la primavera de 2008, y entraría en servicio en el año 2010". En febrero de 2009 se adjudicaron los trabajos a la empresa Begar, que después entró en concurso de acreedores, y pasaron a Acciona. Y hasta ahora.

Los participantes en la manifestación se unieron especialmente para reclamar la dimisión de la gerente del Área Sanitaria, Carmen Montaño. "Deje usted su puesto a alguien que de verdad quiera luchar por nuestro hospital", se oyó en laPlaza Alta, donde también se escucharon críticas para la consejería de Sanidad. "Todo lo que nos dicen es falso. No nos hacen caso, pero no van a hacer que tiremos la toalla", explicaron los organizadores, que quedaron emplazados para la manifestación del lunes 16 de abril en favor de las persiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios