Comarca

Podemos lleva al Parlamento el gasto en la duna de Valdevaqueros

  • La formación pregunta por qué en 2016 la Junta de Andalucía invirtió 450.000 euros si la estimación anual es de 300.000

El Grupo de Podemos en el Parlamento de Andalucía ha registrado una pregunta en la Cámara autonómica en la que se interesa por los gastos y condiciones relativos a la retirada de arena en la duna de Valdevaqueros, en Tarifa.

La arena, según recuerda en su escrito la parlamentaria morada Carmen Molina, alcanzó la carretera A-2325, creando un problema de accesibilidad hacia la zona de Punta Paloma.

En marzo de 2017, un documento avance indicaba que se estima que la tasa media de transporte de arena es de 15.000 a 50.000 metros cúbicos al año y el coste anual de estas labores de mantenimiento oscila alrededor de 300.000 euros por año.

Sin embargo, Podemos se hace eco de informaciones que apuntan que en 2016, en la época estival, la Consejería de Fomento y Vivienda invirtió 450.000 euros en retirar la arena acumulada.

Por ello, la formación pregunta a cuánto asciende el gasto total del movimiento de arena realizado desde 2004 hasta la actualidad. También, qué partidas se han destinado a estas actuaciones incluyendo las vinculadas a fondos europeos, si va a realizar la Consejería de Fomento y Vivienda un informe sobre la no afección de estas actuaciones a la Red Natura 2000 y si va a trasladar la correspondiente información a la Comisión Europea. Además se interesa la formación política por la situación en la que están las investigaciones correspondientes al transporte de arena "supuestamente irregular" hasta Gibraltar y otras actuaciones en relación con el traslado por parte de la Junta.

En 2016, el informe realizado por Miguel Losada, catedrático de la Universidad de Granada, se centró en el análisis de la evolución histórica del sistema dunar, sus diferentes estadios, mecanismos y agentes naturales que gobiernan su comportamiento. También versó sobre las repercusiones derivadas de las diferentes actuaciones en la zona, desde principios de 1940, indicando, entre otros aspectos, que la dinámica de la duna, ubicada en una zona de elevada presión humana, ha entrado en conflicto con los usos del suelo, provocando una notable repercusión desde los puntos de vista científico y técnico, pero también desde una perspectiva mediática y social. Se plantearon posibles alternativas para evitar que la carretera quedara sepultada, la duna tapara la masa forestal y continuara el crecimiento desordenado de Valdevaqueros, los Lances y Tarifa y el deterioro medioambiental del entorno, especialmente en los años secos, produciendo inundaciones debidas al taponamiento de las descargas fluviales y las arroyadas por los arenales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios