Comarca

Miles de personas cumplen con la tradición y llenan los cementerios

  • Los ediles de la Corporación linense dejan flores junto a las tumbas de sus paisanos ilustres · Todos los ayuntamientos realizan mejoras los días antes en los recintos para esta festividad y amplían sus servicios

Una de las tradiciones por antonomasia del Día de Todos los Santos y de los Fieles Difuntos consiste en visitar los camposantos para reponer flores a los seres queridos. Los vecinos de los siete municipios del Campo de Gibraltar cumplieron con creces con la tradición aunque haya quien cuestione a la gente que solo acude a los cementerios una vez al año, concretamente en estas fechas.

El cementerio antiguo y el de Botafuegos en Algeciras reunieron ayer a multitud de personas y eso que desde hace un par de semanas las visitas se habían multiplicado considerablemente sobre todo por parte de quienes prefieren huir de las aglomeraciones.

La delegación de Cementerios del Ayuntamiento de Algeciras ultimó los preparativos de cara a los días 1 y 2 de noviembre, Día de Todos los Santos y de los Fieles Difuntos, para que ambos cementerios estuvieran adecentados para la ocasión.

Los linenses también cumplieron con la tradición de visitar el camposanto de San José para depositar flores ante las lápidas de sus seres queridos. Aunque el cementerio ha vivido multitud de visitas los días anteriores, ya que cada vez son más los ciudadanos que optan por evitar las aglomeraciones del día 1, la jornada de Todos los Santos volvió a congregar a cientos de linenses.

Además, representantes de la Corporación municipal dejaron ramos de flores donde descansan los restos de los linenses ilustres. Este año la alcaldesa, Gemma Araujo, fue la encargada de depositar una corona de flores a los pies de la cruz en recuerdo de las víctimas de la Guerra Civil. El resto de concejales del PSOE, PP, IU y PA también depositaron flores en las tumbas de esos ciudadanos que marcaron la historia del municipio.

Por otro lado, los socialistas además dejaron un ramo de flores en la estatua de homenaje a los trabajadores españoles en Gibraltar que se encuentra frente a la Verja. Una iniciativa que realizan ya desde hace varios años.

Los actos municipales continúan hoy con la misa de difuntos que tendrá lugar en el cementerio de San José, a las once de la mañana, y a la que está previsto que asista la alcaldesa, acompañada del concejal Javier García.

En San Roque, todo estuvo a punto en los cuatro camposantos (Casco, Estación, Guadiaro y Campamento). El horario de apertura desde días antes quedó ampliado desde las ocho de la mañana hasta las seis de la tarde para facilitar la afluencia de vecinos a las tradicionales labores de adecentamiento de las tumbas. El concejal de Obras y Servicios y Cementerios, José Vera, indicó que se ha trabajado con mayor intensidad en el cementerio de San Miguel (casco) para que se pueda celebrar normalidad la misa de sifuntos, prevista para hoy a las 17:00 horas.

Por su parte, numerosos ciudadanos de Los Barrios aprovecharon la soleada mañana y parte de la tarde para colocar las ultimas flores o retocar la de días anteriores tanto en el casco urbano como en Los Cortijillos. En este municipio no son pocos quienes adelantan unos días los preparativos dada la angostura del camposanto del casco urbano. Como novedad este año la misa de difuntos se celebrará hoy al igual que en el resto de municipios, puesto que en años anteriores se celebraba el mismo día de Todos los Santos para aprovechar la jornada festiva y las numerosas personas que llenan el camposanto este día.

Igualmente, en Tarifa, el coqueto cementerio de Las Ánimas fue un constante trasiego de personas para acondicionar las variopintas fórmulas de enterramiento que van desde la sencilla lápida hasta panteones. Idas y venidas con cubos de agua, escaleras y flores fueron la imagen de la jornada en un cementerio que también acoge los restos mortales de numerosos inmigrantes fallecidos en la travesía del Estrecho como una de sus señas características. Hoy volverá a llenarse con la misa de difuntos.

Por otra parte, durante la mañana de ayer fueron muchas las personas que acudieron de nuevo al mercado de abastos, que abrió sus puertas con puestos y tenderetes con productos típicos y artesanales como bizcochos, mieles, jabones, flores. Los jimenatos acudieron tanto el camposanto del Castillo como el de San Pablo de Buceite, a recordar a sus difuntos en una jornada marcada por las altas temperaturas. Finalmente, en Castellar, el camposanto municipal estuvo repleto de vecinos durante casi toda la jornada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios