Comarca

Catar vinos con el tacto y el olfato

  • La ONCE celebra su semana en la comarca con un plantel de actividades para concienciar a través de labores cotidianas efectuadas a ciegas

La directora de la ONCE, Concha de la Fuente, junto al presidente comarcal, Luis Ángel Fernández, vendado. La directora de la ONCE, Concha de la Fuente, junto al presidente comarcal, Luis Ángel Fernández, vendado.

La directora de la ONCE, Concha de la Fuente, junto al presidente comarcal, Luis Ángel Fernández, vendado. / nacho marín

Los comensales se sientan a la mesa y, con gestos algo torpes, comienzan a tantear a su alrededor. El ruido de las copas rozándose provoca risas nerviosas y consigue que en seguida las manos se queden quietas.

"Sois unos valientes por asumir este reto", saluda Concha de la Fuente, directora de la delegación de la ONCE en Algeciras. En torno a ella, un grupo de personalidades de la comarca con los ojos tapados han accedido a participar en una cata de vinos y degustación de tapas a ciegas. Se trata de una de las actividades desarrolladas durante esta semana por la ONCE en la comarca para conmemorar su 80 aniversario, este año bajo el lema "Tú y yo tenemos mucho que ver", que ha buscado generar empatía con las personas ciegas a través de labores cotidianas.

Además de este almuerzo, celebrado en la enoteca El Decantador de Algeciras, la ONCE ha organizado en la ciudad y también La Línea actividades como un partido de fútbol entre policías y personas ciegas, proyectado una película con audiodescripción o invitado a ciudadanos a experimentar un paseo con bastón, todo con antifaces. "La idea es que la sociedad experimente cómo efectúa una persona ciega labores cotidianas, para que sea valorado el esfuerzo que supone y la superación personal que implica", destacan los técnicos de la entidad que asisten al almuerzo para dar las explicaciones a los comensales.

Frente a la vajilla, aún vacía, se ubican autoridades como el alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce, el presidente de la Mancomunidad, Luis Ángel Fernández, el comandante naval de Algeciras, Jorge Lorenzo, o el presidente de la Cámara de Comercio, Carlos Fenoy. Estratégicamente ubicados entre los comensales, la consejera territorial de la ONCE, Milagros Rodríguez, y la secretaria de la dirección, Teresa Baeza, también se suman a la iniciativa pero con ventaja para ayudar en caso de apuros. "Nos lo vamos a pasar bien", tranquiliza Herminia Moncayo, representante del Consejo Territorial de la ONCE. Los cuchicheos entre los comensales se suceden para tratar de identificar la localización de cada invitado en la mesa, porque entraron al salón ya con los ojos cubiertos.

Los técnicos de la ONCE dan entonces las primeras pautas para reconocer el terreno. Las manos deben tantear desplazándose con los dedos flexionados y siempre en contacto con la mesa, para evitar tirar las copas al golpear el cáliz. Y en caso de tomar la copa, la mano contraria debe quedarse ubicada donde se encontraba la base para devolverla a su lugar sin inconvenientes.

Daniel Vázquez, de Vinos copa a copa, comienza a describir el primer caldo que los asistentes identifican sin problemas como un albariño, al que siguen un rosado y un tinto. La cata resulta relativamente sencilla hasta que entran en escena las tostas con hummus que provocan, de nuevo, risas cómplices a la hora de identificar los productos. "No es tan fácil como parece", reconocen los comensales tras la experiencia, una vez ya despojados de los antifaces.

La ONCE también ha aprovechado la semana para enseñar a facultativos del hospital de Algeciras pautas para atender a personas ciegas y la Cámara de Comercio acogió una charla sobre los incentivos para la contratación de personas con discapacidad. Porque, una vez pase la semana, los afiliados a la ONCE continuarán con su labor en favor de la plena integración social del colectivo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios