naturaleza

Aves migratorias y enfermedades

  • Expertos del CIMA estudian la incidencia de los parásitos en las personas

Ornitólogos observan aves desde el CIMA. Ornitólogos observan aves desde el CIMA.

Ornitólogos observan aves desde el CIMA. / e. s

Comentarios 1

Expertos del Centro Internacional de Migración de Aves (CIMA), ubicado en Tarifa, han iniciado un estudio para determinar si las migraciones de aves pueden convertirse en vector de transmisión de enfermedades, a través de los virus o parásitos que portan estas especies.

Estos expertos están recogiendo muestras de garrapatas adheridas a aves, dentro de sus tareas habituales de muestreo, para un estudio en profundidad que lidera la Universidad de Upsala (Suecia) para intentar conocer mejor un fenómeno de posible incidencia humana, y que se está agravando a causa del cambio climático.

El paso por el Estrecho de unos 30 millones de aves lo convierte en un punto de privilegio

Algunas de estas enfermedades son emergentes, infecciones identificadas en un periodo relativamente reciente, que están aumentando su impacto en poblaciones humanas. Es el caso de la célebre gripe aviar, y del West Nile (Nilo Oeste), enfermedades de origen vírico para las cuales las aves han podido jugar un papel en su difusión.

El CIMA ejecuta de forma continua una campaña de anillamiento en la zona de La Janda mediante redes verticales. En verano se efectuará por los expertos de la Fundación Migres la captura y anillamiento de milanos, un espectacular operativo que logra marcar a unos 500 ejemplares de esta rapaz.

El paso por el Estrecho de unos 30 millones de aves de más de 350 especies lo convierte en un punto, una vez más, de privilegio para esta investigación. Precisamente la transmisión de enfermedades será el objeto de la ponencia de uno de los siete expertos mundiales que participarán en el tercer Congreso Internacional de Migración de Aves y Cambio Global, que tendrá lugar del 3 al 5 de septiembre en el CIMA.

El investigador de la Estación Biológica de Doñana Jordi Figuerola informará de sus estudios sobre el trasiego de aves que portan virus, bacterias o parásitos, y el mismo paso directo de insectos.

Figuerola considera este aspecto uno de las consecuencias más de temer para humanos en el caso del cambio global. Un objetivo principal de su grupo de investigación es averiguar qué factores determinan la distribución y abundancia de las poblaciones de mosquitos, cómo afectan a los animales de los que se alimentan, y cómo incrementan el riesgo de transmisión de enfermedades al hombre, ganado o especies amenazadas.

El tercer encuentro internacional se celebrará en Tarifa, en el CIMA, la "mejor infraestructura" para la ciencia que ofrece el parque natural del Estrecho de Gibraltar. Los edificios del complejo sirvieron en su día para una batería artillera de vigilancia militar, y hoy se han reconvertido en una dotación para acoger los periodos de investigación de expertos de todo el mundo, que hacen de este enclave natural un punto de encuentro para la ciencia.

El CIMA se encuentra en Punta Camorro, como un centro expositivo sobre las migraciones en el Estrecho, con personal y dotación para las visitas escolares. El Congreso, que ofrece un cupo máximo de unos 100 inscritos, cuenta con el patrocinio de la Consejería de Medio Ambiente, Red Eléctrica Española, Fundación EDP y Fundación Cajasol, además de la Unión Europea.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios